sábado, 2 de septiembre de 2017

DEL FAGOCENTRISMO HACIA EL HELIOCENTRISMO


La Luz, el Agua y las Fuerzas Electromagnéticas en la salud Humana.

Sacha Barrio Healey 
Image result for sun
“Todo lo que he alcanzado en mis experimentos con luz y todo lo que he aprendido sobre su valor terapéutico ha venido por mi propia necesidad luz, anhelaba luz”
                                        Dr. Niels Finsen Premio Nobel Medicina

Galileo Galilei libró una batalla científica para emanciparnos de la posición Geocéntrica hacia la Heliocéntrica. Con similar objetivo y trascendencia, este texto busca trasladarnos de una perspectiva Fagocéntrica (llámese deglución de alimentos), hacia una Heliocéntrica. Como veremos hay una creciente comprensión del caso, y lo respalda una comunidad de científicos pioneros que despejan el entendimiento
No se exagera al decir que somos diminutos, como mosquitos en el viento, estamos sujetos a las operaciones del macrocosmos. El movimiento del cosmos es gobernado por leyes de la física, las cuales determinan la biología. La biología es el resultado de la física actuando sobre la materia orgánica, y no al revés. Ya que los procesos los fisiológicos de la biología, en nada alteran, las infalibles órdenes de la física.  Pero la física no sólo interviene en el macro-cosmos sino también en el microcosmos celular
El Planeta Tierra tiene 4.543 millones de años, mientras que su biología tiene alrededor de 450 millones de años, es decir tan solo un diez por ciento de ese lapso. Pensemos por un momento bajo cuales influencias se organizó y evolucionó la vida, y naturalmente lo único disponible en aquel entonces era luz, agua y fuerzas electromagnéticas.
Una de las teorías sobre el origen de la vida vincula el actuar de la luz solar y rayos cósmicos sobre el agua creando formas geométricas orgánicas que luego darían lugar al ADN. No solo las plantas, pero como veremos la fisiología humana se ordena y armoniza con la luz. Si no sabemos cosechar esta fuerza, la enfermedad será inminente. A pesar de que muchos médicos y dermatólogos nos advierten sobre los peligros del sol, veremos que el tamaño y volumen del sol, en relación al del cerebro del hombre, es directamente proporcional al grado de importancia que tiene.
La medicina moderna está organizada (regulada y sistematizada) en torno a fármacos. Aunque los naturistas clínicamente emplean plantas o alimentos, ambos se adhieren a un concepto químico de la salud, ambos son parte del mismo paradigma molecular.  Habitamos un planeta regido de nutricionistas y médicos, que nos instan a comer mejor y hacer ejercicio. Pero es posible estos consejos no contengan toda la respuesta a la salud. Cuando el hombre solo se concentra en la comida, procede como una oruga en la sombra que vive a expensas de terceros y desconoce la cultura solar. Los alimentos son un vehículo conductor de energía solar, pero no reemplazan, ni igualan a cultivarse con energía solar de forma directa.  Además, el sólo hecho de estar bajo el sol, no implica que estemos nutridos por él.
Pocas personas advierten que una de las medicinas más efectivas a nuestra disposición es la luz solar.  Vivimos en una era en que se menosprecia o censura la exposición a la luz y una parte de la humanidad vive bajo una campana de neblinas, como, por ejemplo, Londres, Lima y San Francisco. Para ampliar la búsqueda de un elemento central para sanar enfermedades, veremos que es imprescindible comprender los procesos de asimilación de la luz y su invisible accionar sobre el agua.
Imaginemos que tenemos una oferta para comprar un automóvil de lujo con cincuenta por ciento de descuento, pero cuando nos entregan el vehículo éste llega en varias cajas. Una caja contiene piezas eléctricas, otra el radiador y tuberías, la batería, lo vidrios, una caja del motor, el aire acondicionado y el radio.  Tenemos todo el auto, pero no sabemos cómo ensamblar las partes.

Algo similar ocurre con la medicina moderna disgregada en sus especialidades. Se estudia y practica medicina en compartimentos separados.

Para entender y ensamblar el auto nos debe guiar un principio, y el único posible es preguntarnos cómo vamos a crear combustión, nos interesa el carro para trasladarnos de un lugar a otro y no para exhibirlo como escultura de metales.

Lo mismo sucede con la salud humana.  Nos interesa el principio de cómo se genera la energía. Es la luz en todas sus frecuencias la que nos va a permitir hilvanar las funciones de la cada parte de nuestra anatomía. La Luz equilibra el sistema hormonal, activa la mitocondria[1]  y  la sangre. Directa o indirectamente no hay parte del cuerpo que no esté relacionado con los fotones. De igual manera, la mayoría de enfermedades crónicas son anomalías o atrofias en producción de energía, como la diabetes, el cáncer, el mal de Alzheimer y la obesidad.

Tres áreas del cuerpo están dispuestas para absorber luz infrarroja y ultravioleta: la retina, la piel y el lumen intestinal. Cuando decimos lumen intestinal, muchos alzarán las cejas, pero se sabe que, en su metabolismo la micro-biota intestinal es también emisora de luz. Asimismo, el alimento más vital y nutritivo es aquel con mayor cercanía a su momento de exposición al sol. Las comidas procesadas y enlatadas oscurecen el cuerpo. La comida fresca contiene lo que Fritz Popp llama biofotones, emisiones celulares de luz.
El agua, la célula y los fotones
En primer lugar, la luz actúa sobre el agua. El cuerpo es 70% agua, eso nadie lo impugna, pero pocos reconocen que molecularmente hablando somos agua en un porcentaje aún mayor. La vida es la danza de la luz con  las fuerzas electromagnéticas,  actuando sobre el agua.
Si algún escéptico presupone que los campos electromagnéticos terrestres no son relevantes a la salud, observen cómo regresan los astronautas a la tierra después de 400 días en el espacio, con severa osteoporosis, pálidos, consumidos y extenuados, algunos sin poder caminar por varias semanas. El dilema es que aun caminando y durmiendo sobre la tierra no garantiza que estemos lo sufrientemente conectado a ella. Los zapatos de goma y el manto de concreto nos incomunican de estos campos EM, sin mencionar los campos EM artificiales. A todas nuestras células la tierra les ofrece 0.5 gauss de campo electromagnético y 7.8 Hz de frecuencia.

Al igual que las baterías para autos, el cuerpo contiene agua y ambos almacenan energía. Pero la diferencia es que el agua que contiene nuestro cuerpo no es destilada, tampoco es líquida, ni sólida, ni gaseosa, se presenta en la cuarta fase del agua, llamada coloidal. Así como la leche se vuelve yogurt, al entrar en el cuerpo el agua se gelifica, es abundante en iones y minerales. Al recibir la luz por la piel, el agua se separa, se polariza, y forma lo que Gerard Pollack llama Zona de Exclusión. Esta zona es donde las cargas positivas y negativas del agua, toman una distancia y logran un potencial eléctrico. Una proteína con carga positiva, va a rodearse de cargas negativas a su alrededor y después de la zona de exclusión viene un borde con cargas positivas.  El agua es un semiconductor eléctrico y también una batería. Nuestro cuerpo, por medio del agua, está diseñado para ser un receptor de cargas eléctricas y un depositario de energía solar.

Entre ambos extremos de la zona de exclusión tenemos una diferencia de potencial eléctrico, medida en milivoltios. Una clave para la sanación y la salud es el voltaje. Necesitamos voltaje en las células, voltaje en el agua, voltaje en las membranas celulares. Por ejemplo, las células de cáncer tienen una carga positiva +30 milivoltios, mientras que las células sanas tienen carga negativa entre -20 a -50 mili voltios.  Existe una terapia de electrificación de tumores, creada por el Dr. Bjorg Nordestrom en Suecia. En pocas palabras pone un aguja- cátodo (carga positiva) dentro del tumor y varias agujas ánodo en el borde externo del tumor. El principio es electrificar y revertir el pH en dentro de la tumoración. Y las células que tengan un potencial eléctrico menor de -30 milivoltios perecen mientras que el resto queda intacto. 
El espectro de luz solar infrarroja expande la zona de exclusión (EZ) del agua, fortalece su carga eléctrica. Este es también uno de los secretos de cómo saunas de infrarrojo, y las terapias de hipertermia actúan en la salud. Por otro lado, la luz ultravioleta es el motor fotónico que circula al agua. La luz infrarroja electrifica al agua, mientras que la luz ultravioleta la circula.  Para realmente comprender el alcance de la actividad del sol sobre el agua, tenemos que conocer bien el agua, pero pocos asimilan su alcance, y pocos digieren las complejas acciones de la física quántica en  la biología.

El agua con Zona de exclusión, es agua llamada coherente, y permite que se transfieran los electrones a las moléculas, en su superficie o en su mitocondria. La mitocondria contiene agua con EZ cargada eléctricamente. Por cada molécula de proteína hay 3600 moléculas de agua. NO es posible perder peso, o remediar una enfermedad severa, no es posible sin un óptimo funcionamiento de la mitocondria, y la mitocondria es en esencia una cadena de transporte de electrones, y para su accionar requiere agua con separación de cargas logrado por las propiedades fotoeléctricas de la luz ultravioleta, un campo electromagnético natural, además de oxígeno y un carburante. Es recomendable no volverse hipocondriaco ni tampoco mitómano, pero dada la importancia del estudio de la mitocondria quizá si un poco mitocondriaco.

El paradigma actual de la fisiología médica es molecular, tal molécula actúa químicamente sobre tal otra, y así hasta el infinito, pero quizá no valoran que todo el sistema es determinado, por la luz y por los campos electromagnéticos. Como vemos, el poder del campo electromagnético de la tierra, el agua y la luz solar tienen un efecto profundo sobre la salud. Sin embargo, el desarrollo tecnológico moderno, nos ha dado ciudades con campos electromagnéticos adulterados, agua contaminada y luces artificiales.  Es como si viviéramos en un capullo hermético al sistema solar.

Algunos habitan departamentos expuestos por delante y detrás a antenas de telefonía, reciben surtidas señales de Wifi de vecinos, el edificio tiene teléfono inalámbrico y hornos microondas de piso en piso, los residentes conviven con celular en mano o bolsillo y todo bajo luz azul artificial. La suma de todo esto no llega al grado de ser una indefensa pechuga de pollo en microonda, pero sí supone un importante desafío a la salud que vale considerar.

Ciertamente la tecnología médica moderna como la resonancia magnética, ECG, PET, Tomografía, CAT Scan y la ecografía, nos ayuda a detectar enfermedades de forma eficaz. Pero desde el punto de vista urbano y de salubridad, otras tecnologías de campos electromagnéticos artificiales nos dirigen en sentido inverso al progreso. Ayudamos a unos cuantos en hospitales, pero el efecto neto de vivir en la metrópolis es desfavorable.  Analizando la ecuación y el resultado final, nos preguntamos si realmente estamos progresando. 

Debido a prácticas de agricultura intensiva el agua ahora contiene halógenos tóxicos como cloro, bromo y flúor.  Estos compuestos no permiten que el agua se fraccione y repolarice adecuadamente, y pierde sus propiedades de almacenar carga eléctrica. Razón por la que es importante purificar el agua, con filtros de ósmosis inversa, aunque luego debamos remineralizar, ionizar, alcalinizar y reestructurar el agua.  El agua alcalina, es útil en la medida que aporte iones oxhidrilo con carga eléctrica, el agua alcalina nos da voltaje, lo que tiene las más ramificadas consecuencias, entre ellas, mejor oxigenación. El agua saludable, así como los alimentos sanos son los que aportan una alta densidad de electrones.

Una de las acciones del fotón consiste en excitar los electrones, y esto incluye desplazar los electrones de una órbita de bajo potencial energético a otra de mayor potencial. Niels Bohr introdujo dos leyes sobre cómo operan los átomos.
1.       Los electrones solo pueden orbitar a cierta distancia del núcleo.
2.       Los átomos irradian energía cuando un electrón salta de una órbita de alta energía a una de baja energía. También un átomo absorbe energía cuando un electrón se traslada de una órbita de baja energía hacia una de alta energía.

La batería del ser humano se da con la separación de cargas en el agua, los electrones son excitados por radiación solar. El sol divide al agua en su composición molecular de H20, en dos hidrógenos, más dos electrones y un oxígeno. La salud depende de cuantos electrones y semiconductores tengamos disponibles.

Gilbert Ling fue un eminente biólogo de Nanjing China, que llegó a realizar investigaciones de profunda implicancia. La energía que gastan las bombas de iones en las membranas, es mucho mayor que lo que produce la célula. Con la presente teoría de producción de ATP, no se cumple la segunda ley de Termodinámica, donde se establece un equilibrio entre gasto y generación de energía. Según Ling una parte de la energía se genera cuando cadenas de proteínas se desacoplan e interactúan con el agua.  Los enlaces de la peptídicos de la proteína desplegada se alternan de manera negativa (CO) con positiva (NH) y esto atrae moléculas de agua polarizada, permitiéndoles la transmisión de energía con gran eficacia.
 La diferencia de energía tiene que venir de algún lugar, la respuesta parece estar en el agua con separación de cargas como resultado de la irradiación solar, otorgándole a la célula cualidades vitales. El ATP es importante pero no explica por completo la energía celular disponible ni la que requiere. La clave está en el voltaje presente en las membranas celulares, el cual está relacionado al voltaje acumulado entre la zona de exclusión del agua.

Los electrones son el medio por el cual los rayos ultravioleta interactúan con las proteínas del cuerpo y lo hacen de manera fotoeléctrica. Cuando se agregan electrones a las proteínas o a las grasas, se aumenta su grado hidrofílico, y se vuelven en más solubles. Solo la frecuencia de luz ultravioleta es capaz de hacer esto. La luz ultravioleta contiene el espectro de máximo poder de la luz solar, es el espectro más peligroso, pero a la vez cuando es sabiamente empleado, el de mayor efecto terapéutico. En vez de estar untando a la piel con petroquímicos tóxicos para bloquear radiación UV, sería apropiado poner las cosas en perspectiva, y en la modernidad, para lograr mayor equilibrio, es necesario reivindicar los rayos UV.

Teniendo presente que niveles excesivos de exposición a los UV son peligrosos, parejamente estos rayos ofrecen el mayor poder regenerativo, son de alta vibración y pureza, y en dosis correctas, tienen longitud de onda de que ofrece interesantes beneficios a la salud. Solo el 2% de la radiación solar es UV. Todas las enfermedades están ligadas al efecto solar. Desde otra perspectiva la falta de UV es proporcional a la gravedad de toda enfermedad que padezca el hombre.

Clasificado según su longitud de onda existen tres clases de UV: A, B y C. Cada uno de ellos tiene su especialización.

Ultravioleta A (380-320 nm) Inmuno modulador, inmuno estimulante
Ultravioleta B (320-290 nm) Encargado de producir vitamina D, y pigmentar la piel. En exceso es peligroso.
Ultravioleta C (290-100 nm) Anti-bacterial y antiviral.  NO presenta efectos secundarios.

Algunos de los efectos fisiológicos probados de UVB son:
Inactivación de toxinas y virus
Destrucción e inhibición de bacterias
Fortalecimiento de sistema inmunológico y habilidad de combatir infecciones
Incremento la oxigenación de la sangre
Activación de esteroides
Incremento de permeabilidad celular
Activación de moléculas corticoides, llamadas esteroles, hacia la vitamina D.
Fuente: Into the Light by William Campbell Douglas, M.D.

Vivimos una época de la humanidad con una opinión despectiva o acaso espantada sobre los rayos ultravioleta.  Alertados de contraer cáncer de piel la gente usa el bloqueador solar. (Ver Vitaminas solares en Nutrición Inteligente. Ed. Planeta).  Tal como ocurre con el fuego, la bondad o maldad del ultravioleta, depende de la inteligencia del usuario. Los rayos ultravioleta son mutagénicos, sus propiedades fotoeléctricas generan numerosas reacciones fotoquímicas, las cuales, en exceso, son un peligro conocido, como foto-carcinogénesis, y foto-envejecimiento. Acorde a la fuerza y brillo del sol, y dependiendo del tono de piel, no se recomienda exponerse al sol por a más de 20, 30 a 40 minutos por día. Personas de tez oscura hasta 50 minutos.

Aun siendo riesgoso su exceso no deja de ser indispensable para la vida en todas las órdenes. Ultravioleta quiere decir que su longitud de onda es corta y de alta potencia. Es el espectro de luz que despliega propiedades fotoquímicas, y estas son necesarias para numerosas reacciones bioquímicas del cuerpo.

Los Glóbulos rojos, la porfirina y la Luz
La porfirina es una molécula orgánica que ocurre de forma natural en la naturaleza, una de ellas es el grupo Hem, un co-factor de la hemoglobina y es el pigmento de los glóbulos rojos. La porfirina es una cromoproteína, su nombre viene del griego porphyra (πορφύρα) que indica color púrpura. La porfirina tiene propiedades fotodinámicas, y fuertemente absorbe luz, la cual luego puede convertir en calor. La ciencia ha llegado a entender que la porfirina tiene el encargo de almacenar energía de luz ultravioleta. La porfirina está formada por anillos de hidrocarburos donde se dan lugar una serie de reacciones eléctricas. Estos anillos son estructuras presentes en la clorofila y la hemoglobina. En el centro del anillo de hemoglobina se encuentra un átomo de hierro, mientras que en el centro de la clorofila tenemos magnesio. Pero el propósito de ambos es el mismo, activar una cadena de electrones. La estructura anillada (aromática) de la porfirina tiene un total de 26 electrones en su sistema conjugado, y uno de los efectos de este sistema es intensa absorción de bandas de luz. Una parte importante de lo que llamamos fuerza vital es el voltaje, la vida depende de ella. De forma paralela, los alimentos cuando entran en la mitocondria producen una cadena de electrones, comemos con el propósito final de producir esa cadena de transporte de electrones.

La sangre se traslada a la dermis cuando hay sol, la piel se pone rosada por que absorbe infrarrojo y ultravioleta. Los glóbulos rojos, son rojos porque comparten la longitud de onda con el infrarrojo, y resuenan con él. Por otro lado, la hemoglobina absorbe luz en la longitud de onda de 280 que está en el rango de UV.  Parejamente, veremos más adelante que las frecuencias de la luz solar tienen el efecto de ayudar a liberar óxido nítrico de la piel hacia la arteria.

Pocos son los que reconocen la gran relevancia el hecho que el planeta tierra emita carga eléctrica negativa.  Al caminar descalzo, absorbes 13 millones de electrones por segundo de la tierra, y estos forman un antioxidante natural, que neutraliza radicales libres.  El sol y la tierra nos dan carga eléctrica negativa, si no estamos en contacto con la tierra e iluminados por el sol, no cosechamos un vasto recurso. Entonces tendremos que comer más, y cada vez más, y se instalará todo género de desórdenes metabólicos, diabetes, sobrepeso, fatiga etc.  El tema es que nuestro cuerpo tiene varios mecanismos para recargar su batería de electrones, y no tan sólo los alimentos.

Mitocondria o Planta Energética celular.
La Biología sabe que la mitocondria fue una bacteria incorporada dentro de la célula en un momento dado de la evolución. Lo que es indiscutible es que la mitocondria fue un salto cuántico en la evolución, nos dio una batería portátil. Sin riesgo a marchitarnos, ya no tenemos que estar enraizados a la tierra, ni totalmente subordinados al sol para obtener energía, la mitocondria nos dio versatilidad, movimiento e independencia. Pero una cosa es ambular alegres con la batería portátil y otra cosa muy diferente es omitir la fuente. Desligarse por completo de la fuente es ignorar las leyes de la física, y con el paso del tiempo nos lleva a languidecer como una flor marchita sin suelo y en la oscuridad.
La mitocondria tiene un genoma propio (ADN.mt) diferente del genoma nuclear (ADN). La información genética de la mitocondria siempre se hereda del cromosoma X de la madre. Sin embargo, su expresión fenotípica está estrechamente subordinada al medio ambiente que habita, es un sensible sensor del medio exterior. Por ejemplo, vivir en altura o el calor infrarrojo afecta y modifica su fisiología. El metabolismo de nuestra planta energética se determina por la madre y por la madre naturaleza ambiental, es esencialmente epigenético.

El diseño energético de la mitocondria es uno sólo y no puede recibir intercambio de genes de progenitores, porque se entrecruza y daña el plano original de la planta energética. Pero los ovarios tienen un sistema evolutivo particular: si el ovario percibe que las mitocondrias de los óvulos tienen excesivas mutaciones las dirige hacia la autodestrucción, esto también permite una gran diversidad, todos tenemos diferentes ADN mitocondriales.

Es significativo que la célula tenga dos expresiones genéticas una nuclear y otra mitocondrial que se especializa en energía. En el reino vegetal tenemos el cloroplasto que también tuvo origen bacteriano, específicamente fue una cianobacteria la que forjó esta simbiosis.  El cloroplasto recibe fotones y fracciona el agua en hidrógeno y oxígeno, el Hidrógeno se une a CO2 del aire para formar carbohidratos, azúcares que luego van a la mitocondria. Lo interesante a subrayar es que en el reino vegetal y animal la energía depende de organelos simbióticos intracelulares y de luz solar.

Por otro lado, existe un mecanismo de activación de la mitocondria, por foto-estimulación. El infrarrojo cercano, a nivel celular pone en marcha la actividad mitocondrial. Dentro de la mitocondria hay una proteína llamada citocromo C oxidasa que regula la actividad mitocondrial y es una proteína foto-receptora de luz en el espectro del infrarrojo. Al estimular con infrarrojo podemos obtener mejoría en la producción de energía fortaleciendo funciones metabólicas.

Para que el mecanismo eléctrico de la mitocondria opere, se requieren tres ingredientes, luz, agua y campo electromagnético.  Para que la membrana de la mitocondria y la membrana celular tengan potencial eléctrico requiere electrones. Una fuente de electrones es comida con densidad de electrones, una betarraga cruda es de alta densidad de electrones a comparación de una similar sancochada. La comida fresca, cruda y viva, contiene alta densidad de electrones. De igual forma el agua alcalina, vivifica la salud en la medida que aporta electrones. Del mismo modo el contacto con la la tierra con el pie descalzo, algunos duermen con una sábana especial conductora y conectada a tierra para recibir electrones toda la noche. Caminar por el mar con los pies húmedos y salados también nos llena de electrones, así como respirar el aire húmedo de las olas del mar "fotoelectrificado" por el sol.  Pero caminar por la ciudad con suela de goma y sobre un manto de concreto, con la piel recubierta de día y luz artificial de noche, nos deteriora y descarga la batería. 

Luz melatonina, ciclo circadiano y fisiología de la Diabetes
La luz atraviesa la pupila y afecta el epitelio pigmentario retinal, el cual está compuesto de células hexagonales, estas células arremolinan electrones al exponerse a luz ultravioleta. A mayor luz mayor actividad en la retina, por este mecanismo se produce melatonina ocular. La señal se transfiere en un efecto fotoeléctrico hacia la nube de electrones en el DHA presente en el ojo. Por fibras nerviosas esta información es enviada por los nervios ópticos hacia el hipotálamo y de allí hacia la glándula pineal. La glándula pineal está en el centro geométrico del cerebro. El cloroplasto es verde mientras que el EPR es marrón, pero ambos hacen lo mismo, giran veloz ante la presencia de rayos ultravioleta.

En la noche, siempre y cuando tengamos oscuridad, la glándula pineal libera melatonina, y esta se infiltra por todo el sistema nervioso y todas las células del cuerpo. En otras palabras, si durante el día no se recibe rayo ultravioleta, en la noche no se logra dormir bien. Al consumir melatonina exógena, se frena la producción interna, procreando un desorden hormonal sistémico y un alterado ritmo circadiano. El sueño reparador reduce, mitiga y ahuyenta enfermedades degenerativas y el cáncer. Todos hemos observado lo que sucede en la salud tras una sola noche sin buen dormir.

Reveladoramente, varias investigaciones (11,12) han mostrado que existen receptores de melatonina en el páncreas. Una consecuencia de la liberación de melatonina es la disminución de secreción de insulina del páncreas.  En realidad, las células beta del páncreas tienen alta densidad de receptores de melatonina e insulina.  Las células Beta regulan los niveles de glucosa en la sangre. Esto explica cómo la incidencia de diabetes se acrecienta al estar expuestos a la luz durante la noche, ya sea por los ojos o por la piel.  Durante el día niveles bajos de melatonina promueven la liberación de insulina, y es el horario en que debemos comer. Con esto se deduce que no es recomendable comer de noche, fatiga los órganos internos que deberían descansar, y con la liberación de melatonina, se inhibe la liberación de la insulina. Comer carbohidratos y no tener insulina para procesarla es el dilema de todo diabético. Resulta curioso que estos investigadores consideren desarrollar inhibidores de melatonina para mejorar la Diabetes, antes que examinar y corregir el ritmo circadiano.

Pocas personas sospechan que la diabetes tenga algo que ver con fotones o melatonina. En realidad, parte de la actual epidemia de diabetes, no es solo la dieta, ni el sedentarismo, ni la ubicuidad de carbohidratos de la dieta, es la falta de UV, es la falta de señales fotoeléctricas en el cuerpo, y la desvitalización general que esto produce en la mitocondria, así como la alteración en la melatonina y la insulina.  En resumen, para adelgazar se requiere un correcto ritmo circadiano, no comer de noche, dormir temprano y protegerse de luz azul artificial. Hay reportes de personas que con solo seguir esta sencilla rutina logran adelgazar, sin dieta, sin ejercicio y sin edulcorantes. La clave es ultravioleta e Infrarrojo durante el día, y bloqueo de luz azul durante la noche.

Aparte de la luz, campos electromagnéticos artificiales, ocasionan que la mitocondria no funcione adecuadamente, se produce un exceso de NADH, y no se genera una correcta cadena de transporte de electrones. Si la mitocondria falla tendremos mayor anhelo de carbohidratos. Si comemos los carbohidratos cuando no hay UV, (el cual activa la mitocondria) se obstruye el metabolismo y se da cierta hipoxia por que se enlentece la cadena de transporte de electrones. Los electrones son entregados al oxígeno para reducirlo, la única razón por la que respiramos es para captar electrones.  Los electrones nos dan voltaje, la salud es voltaje.

Además de la Melatonina, la luz tiene una acción determinante sobre ciertas proteínas. En particular las llamadas aminas biogénicas, que no son otra cosa que aminoácidos concatenados en anillos aromáticos, entre ellas, la melanina, serotonina y la dopamina. Todas ellas emplean la luz de forma directa o indirecta.

Luz y Vitamina D
Una angosta franja donde la medicina ha reconocido y agradecido el actuar del sol, es en el tema de la Vitamina D. Pero su relevancia en la salud, en nada es comparable al énfasis y las alertas mediáticas, muchas de índole comercial, sobre los “peligros” de los rayos ultravioleta. Se ha estimado que por cada persona que adquiere cáncer de piel por exceso de sol, existen 200 personas que adquieren cáncer por falta de vitamina D. El riesgo a Melanoma parece combinar episodios de exposiciones excesivas a UV, en personas con previa deficiencia de vitamina D. Entonces es debatible afirmar si el cáncer de piel se deba a exceso o deficiencia de sol.
Por otro lado, no deja de ser significativo que el melanoma también puede estar relacionado a un virus, el HERV (Human Endogenous Retrovirus). Cuando vemos una piedra grande en un parque, y la volteamos, observamos que debajo hay sombra y humedad, y conviven todo género de virus, hormigas, gusanos y bacterias, mientras que el lado expuesto al sol no tiene microorganismos. Lo mismo sucede en el acné, la psoriasis y muchas enfermedades dermatológicas que se benefician con el sol, debido a que se controla la carga bacterial y viral. La ciencia también usa rayos UV para desinfectar equipos en laboratorio. Pensemos cuantos días del año estamos envueltos con vestimenta, con la piel a oscuras o sudorosos.

Hace poco vino a la consulta un niño con leucemia: pusilánime, pálido, sin cejas y calvo.  Le dije a su madre que la medicina que le iba a ofrecer a su hijo era tan sencilla que no lo iba a tomar en serio y probablemente no lo haría. Pocas son las madres que tomen en serio a un médico que prescriba tan solo luz de sol. La hemoglobina es un vehículo de rayos ultravioleta, órbitas de electrones, oxígeno, y fuerza vital. La radiación solar debe electrificar la sangre. La sangre es una batería de carga eléctrica, y poco nos sirve una sangre exánime y con la batería muerta. Pero la medicina que le damos a estos niños, es hospitalización con luz artificial y video juegos, quimioterapia y caldo de pollo con cabellos de ángel. En realidad, este es el drama de millones de personas hospitalizadas y convalecientes en casa, los tenemos meses bajo sombra, ensayando mil medicinas, mientras el médico se pregunta por qué nada funciona, y así lentamente el paciente se consume y perece.

Entre las sustancias sintetizadas por el cuerpo, la vitamina D es considerada la quimioterapia natural más efectiva contra el cáncer. La vitamina D trae carga eléctrica activada por el sol, y la célula de cáncer es una célula con bajo voltaje en su membrana. Además, la vitamina D tiene la singular capacidad de modular el comportamiento del genoma. La vitamina D, en realidad no es una vitamina, más exacto es decir que es un corticoesteroide.

Un examen de sangre recomendable es 25 Hidroxi vitamina D. Teniendo presente que los niveles óptimos de vitamina D deben situarse entre 40 a 80 ng/dl, veamos unos resultados de pacientes y sus respectivas enfermedades.

Paciente
Edad
Enfermedad
Nivel de Vitamina D
Ciudad
S. Cavo
42 años
Ca MAMA HEr 2
20.2. ng/ml

J.  Mubar
51 años
Ca Mama ER
20 ng/ ml
Lima
M. E. Lau

Calcificación Mama
19 ng/ ml
Lima
M. Calon
68 años
Ca colorectal
54.19 ng/ ml

L. Eskena
74 años
Neuroendocrine tumor
34 ng / ml

M. Va
32 años
CaMama ER  95% PR5%
45 ng/ml
Trujillo
E. CAncin
23 años
Linfoma HIV
11 ng / ml

A.      A. Huarachi
7 años
Leucemia linfática aguda
16.5 ng/ml

L. Cáceres
44 años
Cáncer de Mama E Receptor +
10 ng/ml

R. M. Villar
32 años
Cáncer Mama
11 ng/ml

L. Bardal
43
Ca Mama HD
30 ng/ ml

Ú. Velaz
38 años
Ca Mama HD
28 ng/ml

T.Diego Vich
63 años
Cáncer Útero endom.
17 ng/ ml
Lima
M. León
37 años
Cáncer de Mama triple negativo
27 ng/ml
Trujillo
J. NAhu
13 años
Leucemia aguda linfática
34 ng/ ml
Lima
G. Cabrer
58 años
Cáncer mama
26 ng/ml
Lima
J. Martín
68 años
Cáncer de Próstata
27.4 ng/ml
Cusco
 Cachi mayo
Fuente: Muestra tomada por el autor entre 2014 y 2016 en Lima.

Se ha establecido que, si mantenemos niveles adecuados de Vitamina D, específicamente dentro de un rango de 40 y 80 ng/ml, vamos a tener un 80% de protección contra todo género de enfermedades neoplásicas. Para las personas que ya tienen una neoplasia se recomienda que se mantengan en un rango de 70-100 ng/ml. Así mismo, se ha estudiado el efecto antitumoral de la vitamina D, comparando la acción de suplementos de vitamina D oral, versus la exposición al sol directa. Aunque los que se exponen al sol de forma directa tienen relativamente menores niveles de vitamina D en plasma, los resultados clínicos son mejores. Como hemos expuesto en el texto, el Sol aporta bastante más que vitamina D a la salud.

Los rayos ultravioletas se vuelven particularmente perniciosos cuando hay anemia, ya que la sangre no tiene cómo ni dónde absorber la luz. La melanina es una proteína para almacenar la luz, y la cosechamos con la porfirina en los glóbulos rojos. En todo lugar donde se libere luz, los glóbulos rojos prosiguen, estamos diseñados para acopiar luz y UV en el sistema.

Desde que Watson y Crick descubrieron el ADN, hemos quedado fascinados y algo deslumbrados con este descubrimiento, la tendencia predominante ha sido que en el núcleo celular está el origen y la solución a las enfermedades. Sin embargo, la influencia de la epigenética es cada vez más evidente. Lo genético marca el potencial, pero el ambiente externo es la segunda pierna con la que andamos, ambos actúan y se influencian. En ciertos casos lo epigenético es concluyente y algo más o menos rotundo.  Siendo este el caso, un punto de partida inteligente es observar el medio en que vivimos. ¿A qué latitud vivimos y cuanta luz solar recibimos a diario, y cuanta luz artificial recibimos? ¿Qué clase de agua tenemos al alcance y cuál ingerimos? ¿Cuántas horas al día estamos en contacto directo y descalzo con la tierra? Si alguien ha enfermado en un determinado ambiente, es poco probable que vaya a curarse si permanece en ese mismo lugar.

Por ejemplo, las aguas de mar boreales y australes son frías, su color es verduzco y son más ricas en oxígeno, la vida marina es abundante y los productos de mar son ricos en DHA (Docohexanoic acid), los peces se abrigan con esta grasa. Todo organismo eucariota tiene DHA en su membrana. Cuando hay luz ultravioleta, el agua es separada en sus cargas por acción de  luz y es asistido por las grasas DHA, por ello se produce buena conductividad eléctrica  en el organismo. La dieta rica en DHA compensa la baja incidencia de rayos UV de estas latitudes, algo ejemplificado en la dieta y el clima del esquimal. A contrapelo, en las zonas ecuatoriales, las aguas son más calientes, y el mar tiene menor concentración de DH. Pero la naturaleza repara ese déficit de DHA con abundante luz ultravioleta. Nuestra vida depende de la habilidad de cosechar luz ultravioleta.
Un ignorado y efectivo método de reducir el potencial de membrana de las células y de aumentar el estrés oxidativo de la mitocondria es consumiendo grasas tóxicas.  Las membranas se elaboran con grasas ingeridas. Las grasas trans obstruyen la conductividad eléctrica de las membranas, además de reducir su fluidez y elasticidad. El anquilosamiento y la arterioesclerosis de la edad es proporcional a la salud de las membranas celulares. Los ácidos grasos esenciales Omega 3, 6 y los aceites de pescado le dan conductividad y elasticidad a las membranas.  Un recurso para devolver fluidez a las membranas celulares es la terapia de reemplazo lipídico (Membrane Lipid replacement). Fosfolípidos como lecitina, aceite de coco, palma roja y ácidos grasos esenciales.

Nuestra vida nocturna y la de aquellos que trabajan bajo luz artificial de día, está expuesta a la luz azul, la cual es dañina para la salud. Uno de los problemas que ocasiona es el daño del DHA en la retina.  Irregularidades en la luz están implicadas en la diabetes, y la obesidad. Dada la cantidad de luz artificial a la que estamos expuestos, es válido considerar el uso de lentes bloqueadores de luz azul en la noche.

La luz solar tiene un espectro de luz balanceado, contiene espectro azul, pero está balanceada con rojo en relación 1:1. La luz artificial que usamos en la noche tiene cinco veces más luz azul que la luz solar, no contiene rojo, ni tampoco ultravioleta. La vida moderna con luz fluorescente, luz LED, nos hace vivir con una luz perturbada. Esto pone en perspectiva con cual tipo de luz debemos tener precaución y cautela. ¿La luz solar o la luz artificial? La mayoría de la población urbana tiene lo que se llama intoxicación de luz azul.

La luz azul crea daño oxidativo (ROS) dentro de la retina. En longitudes de onda entre 400 a 500 nm, se ha encontrado que pueden lesionar el Epitelio Retinario pigmentario. Por ejemplo, un estudio en Suiza (C.E Reme) encontró que 1 a 2 minutos en 408 nm o 25 min en 430 son suficientes para irreversiblemente ocasionar la muerte de foto-receptores y crear lesiones en ERP.

La luz artificial que usamos en la noche tiene una longitud de onda de 435 a 465, que lo ubica en el rango de luz azul. La intoxicación por luz azul, incluye elevar los niveles de glucosa y crear resistencia a la insulina, destruye el DHA en la retina y cerebro, anula la producción de melatonina, genera migrañas en algunas personas.

RECEPTOR NUCLEAR DE VITAMINA D

La membrana celular tiene un receptor de vitamina D, (VDR), este receptor afecta la trascripción de al menos 913 genes, no es solo el metabolismo del calcio el que va regular, pero la expresión de péptidos antimicrobianos.

Muchos de los genes que regula VDR están asociados a enfermedades autoinmunes, y canceres.
VDR -à GEN IRF8 relacionado a esclerosis múltiple
VDR à GEN PTPN2 relacionado a enfermedad de Crohn´s y diabetes I
La activación de estos genes también activa ciertos péptidos antimicrobianos, que son los antibióticos naturales del cuerpo. El problema es que las bacterias crean moléculas llamadas ligandos que inactivan el VDR, y por lo tanto la respuesta inmunológica. Este evento perite que las bacterias proliferen sin restricción. Por una variedad de factores, la respuesta del cuerpo desencadena en una enfermedad autoinmune. LA esclerosis múltiple es una enfermedad epidemiológicamente asociada fuera de la zona ecuatorial.

Examinando la evidencia en la relación luz artificial y cáncer.
En verdad no solo la falta de exposición al sol de día trae riesgo de cáncer, sino además la luz artificial nocturna contiene ese riesgo. Estudios científicos han determinado que es específicamente el espectro de luz azul el que inhibe la producción de melatonina. Aunque es variable con las estaciones y las latitudes, en promedio estacional lo normal es que un día nos dé un equilibrio entre horas de luz y horas de oscuridad, pero hoy en día las horas de oscuridad se reducen a las horas que cerramos los ojos al dormir, unas siete u ocho horas, con intermitentes destellos de luz al ir al baño.

Alterando las luces y el ritmo circadiano forzamos que las gallinas a produzcan dos rondas de huevos en un día. Pero haciendo algo muy similar no nos hemos detenido a evaluar qué sucede en la vida hormonal del hombre y la mujer. La lista incluye diabetes, sobrepeso, insomnio, enfermedad neurodegenerativa y cáncer. Para evaluar lo que sucede en las patologías de cáncer tenemos los siguientes estudios científicos.

1.       Sing 1969. Muestra que el Ovario poli-quístico se produce tras la exposición continua de luz, debido a la alteración de ciclo normal de hormonas.

2.       Cohen M et al 1978, señala que una secreción reducida de melatonina en la glándula pineal incrementa el riesgo de cáncer. Observa que la calcificación de la pineal es elevada en países con alto índice de cáncer de mama. La glándula pineal y la melatonina podrían influenciar la inducción de crecimiento tumoral. Demostró la relación entre la melatonina y la producción de estrógeno en el ovario.
3.       Kothare L.S SHa P.N. 1982. “El efecto de luz continua en la incidencia de Tumores de mama inducidos en Rata Holzman con 9,10 Dimetil 1,2 benzanthreceno”. En este experimento las ratas expuestas de forma ininterrumpida a la luz tenían 95% de incidencia de cáncer de mama, comparado con 60% en las que estuvieron expuestas a oscuridad y luz en una relación de 10:14. La diferencia se atribuye a una falta de liberación de melatonina en la glándula pineal, ya que retirando quirúrgicamente la glándula se obtienen en similares resultados; mientras que suplementando melatonina se reducía la tasa de crecimiento del cáncer.

4.       Barni S. 1989. Encontró que la concentración de melatonina elevada otorga una mejor prognosis en pacientes con cáncer de mama. Esto es particularmente relevante en pacientes en pacientes con cáncer de mama hormono dependiente.

5.       Blom J.M 1994. Journal of Biological Rhythms. Se realizó un experimento en el cual ratones expuestos a la misma sustancia cancerígena, fueron expuestos a diferentes relaciones de luz y oscuridad. Un grupo con relación luz a oscuridad de 8:16 y otro con 16:8. En el primer grupo ninguno de los ratones desarrolló cáncer, solo pequeñas lesiones en la zona de inyección, mientras que, en el segundo grupo, con largas horas de luz artificial el 90% de ratones desarrolló cáncer.

6.       Li, JC 1997. Reportó un estudio en ratas donde cada tres días cambiaba la relación luz oscuridad entre 14:10 y 10:14. Observó que el carcinoma crece más rápido en este grupo, en comparación con el grupo donde se mantiene constante la relación 14:10. Se concluyó que cuando hay un cambio de horario continuo se produce menos melatonina.
7.       Blask D.F. 2003. Mostró que la tasa de crecimiento de cáncer de mama incrementa marcadamente al exponerse a luz continua, comparado con grupos expuestos a rutinas normales de luz y oscuridad.
8.       Moore C.B 2004. Los tumores crecen rápidamente en la relación 16:8 pero se reducen en la relación 8:16. El único remedio fue darle más horas de noche oscura y el tumor desaparece.
9.       Ansimov 2002. Una inhibición de la glándula pineal con pinealectomía o con un régimen de continua exposición a luz estimula carcinogénesis mamaria.  También se observó incremento de cáncer de mama en personas con turno laboral nocturno.
10.   2006, Kubo et al. Japón. En un estudio de 14,000 personas. encontró que aquellos hombres que rotan turnos de trabajo entre el día y noche, tienen un significativo incremento de cáncer de próstata.
En resumen, todos estos estudios señalan que los tumores prosperan en largos días de luz, y cortas noches de oscuridad; en cambio no crecen, o crecen de forma muy lenta en largos periodos de oscuridad. Por otro lado, se sabe que los ciegos tienen una reducida incidencia de cáncer, dos tercios de riesgo según un estudio en 1998 (Feychting).  Así mismo, en comunidades nativas donde no hay electricidad o campos EM artificiales la incidencia de cáncer es mínima. Los campos EM también alteran la producción de melatonina. Naturalmente todo lo explicado es de igual o mayor relevancia para los casos de insomnio.
La conclusión es que la Melatonina protege contra el cáncer, y para secretar esta hormona necesitamos de luz ultravioleta actuando sobre el foto-pigmento que está en la retina llamado melanopsina. Por otro lado, la Melanopsina es muy sensible a la luz azul, (luz artificial) y se daña con la misma, lo cual atrofia la capacidad de producir melatonina.
Para terminar con un desenlace práctico, nos remitimos a un estudio del 2007 que midió niveles de melatonina en personas expuestas a luz artificial y otro grupo que filtró la luz debajo de 520 nm, el espectro de luz azul. En el segundo grupo se pudo lograr una producción de melatonina en un 98%. En otras palabras, si se bloquea la luz azul la glándula pineal se comporta como si estuviera en oscuridad.
Si no fuera posible seguir la cadencia natural del Sol y la Luna, entre las medidas a tomar,  tenemos: buscar extender las horas de oscuridad en la noche, aspirar a 11 horas de oscuridad, permitir algo de luz en las horas tempranas de la noche y gradualmente ir oscureciendo los ambientes, dormir temprano, evitar por completo los fluorescentes, focos ahorradores con mercurio y sobre todo luz LED, usar lentes bloqueadores de luz azul en la noche, usar  protectores de pantalla, en vez de leer hasta tarde considerar audio libros, optar por luz ámbar y tenue en la noche, usar luz graduable, aprender de los ciegos y no encender la luz para ir al baño en la noche. Con estas medidas se combate el insomnio y nerviosismo, mientras el sueño se vuelve placentero y reparador.
Fritz Popp y los Biofotones.
El Dr. Fritz Pop fue un eminente científico que descubrió que cada célula del cuerpo emite luz a los que denominó biofotones.
Fritz Popp observó que toda molécula tiene su espectro de frecuencias y vibraciones. Cada proteína tiene una vibración, un color, una frecuencia. Al exponer una sustancia a rayos UV, ella debe absorber y reemitir la luz.  Después de jugar con la luz y su efecto sobre muchos compuestos lo que Popp observó fue que en cada caso, invariablemente, los compuestos cancerígenos toman la luz UV y le cambian su frecuencia. Popp se preguntó por qué las sustancias cancerígenas alteran la luz. Su respuesta fue que una sustancia cancerígena debe causar cáncer porque de forma permanente bloquea esta luz, la altera y no permite que el cuerpo realice la foto-reparación.
Es preciso explicar el fenómeno de la foto-reparación. Se sabe, gracias a experimentos de laboratorio que podemos irradiar una célula con UV y destruirla en un 99% incluyendo su ADN. Sin embargo, se puede reparar ese daño casi por completo, en un solo día, si se ilumina la célula con UV de la misma frecuencia, pero en una baja intensidad. La ciencia no entiende cómo sucede este fenómeno, pero nadie lo cuestiona. A Popp lo conmovió descubrir que la foto-reparación sucede con mayor eficacia a 380nm, la misma longitud de onda en que las sustancias cancerígenas reaccionan y alteran la luz UV.
El sistema cardiovascular, la Hipertensión Arterial y la  Luz Solar.
En 1989 el premio Nobel de medicina fue otorgado a tres científicos que revelaron la importancia del Óxido Nítrico (ON) para la salud cardiovascular. El ON dilata las arterias, y controla presión arterial. La Viagra usa el mecanismo del Oxido Nitrico para mejorar la salud cardiovascular, fue descubierto por serendipia mientras los investigadores hacían ensayos en una medicina originalmente diseñada para la angina de pecho.
El Dr. Richard Weller es un dermatólogo de la universidad de Edimburgo que tiene una opinión equilibrada sobre el sol. Sus investigaciones han expuesto que la piel tiene grandes reservas de Nitritos (NO2) y Nitratos (NO3), y cuando se expone a luz ultravioleta se convierte en ON. Su investigación revela que la gran importancia del Óxido Nítrico para la salud cardiovascular. Explica por ejemplo la diferencia de incidencia de estas enfermedades al contrastar el sur de Inglaterra con Escocia. La relación explica por qué Australia tiene un tercio de mortalidad por enfermedades al corazón, en comparación con Inglaterra, a pesar que tienen dieta y genética similar.  Sin desmerecer el peligro de una irresponsable exposición al sol, las muertes por eventos cardiovasculares son mucho mayores las causadas por de cáncer de piel. El Dr Weller presagia que en el futuro se considere un estilo de vida con insuficiente exposición al sol sea considerado un factor de riesgo que reduce la longevidad, tal como lo es fumar cigarrillos.
Un alimento muy rico en Nitratos es la betarraga, y su consumo permite una mejor circulación y rendimiento en el deporte, debido al enlace del ON con la circulación y la oxigenación. En recientes Olimpiadas hubo un sinnúmero de deportistas que tomaron Betarraga para mejorar su rendimiento. Otras fuentes de nitratos son la espinaca, verduras de hojas verdes y apio. El contenido de Nitratos en la betarraga fluctúa entre 1.3% a 2.5%. Aunque el mecanismo no está del todo claro, sabemos que la ingesta de 0.1 mmol/Kg de nitrato en adultos está relacionado con una reducción de la demanda de oxígeno por ejercicio de 5.4%. (Larsen et Al)
Es un hecho conocido que toda persona con severa HTA, que se exponga al sol, y especialmente si tiene contacto directo con la tierra, regulariza su presión. Se invita al hipertenso que sufra una crisis a hacer el experimento, quítese la camisa y los zapatos, siéntese sobre el pasto y tome sol durante 20 minutos, mida la presión antes y después. El efecto es más dramático del que produce cualquier fármaco u otro alimento hipotensor. Un bloqueador natural de receptores de calcio es la luz solar.
Debido al tamaño de las arteriolas, y de los vasos sanguíneos, la resistencia para impulsar la sangre por ese ajustado espacio es intensa, la fuerza del músculo del corazón no basta. Investigadores Rusos han calculado que se requiere la fuerza de unos mil corazones para hacer tal trabajo.
El cuerpo tiene dos bombas de sangre, uno interno que es el corazón y otro externo que es el sol. El espectro infrarrojo dilata las arterias y relaja la musculatura lisa. El ultravioleta hace circular la sangre.  Los rayos de luz solar fraccionan las cargas del agua, la polarizan y esto, por si solo, hace que la sangre circule.
Un agricultor no juzgaría posible remediar los problemas de su campo de cultivo sin la ayuda del sol. Del mismo modo todo médico que observa las leyes de la física quántica, comprende que sin luz solar no es posible sanar a sus pacientes. 
Psicología del Sol:
La medicina cuántica y  la medicina Oriental
La medicina China tiene un modelo médico basado en la energía, el Chi. La energía, al igual que el electrón es versátil, invisible como una onda y es impredecible. Las observaciones de la medicina China se sitúan en el ámbito de la física cuántica y no en el de la física Newtoniana. La medicina China nos dice que el hombre es el resultado de las interacciones de TIAN y Di, el Cielo y la Tierra. Las fuerzas del Cosmos y las Terrestres. La teoría de yin y yang explica con claridad los fenómenos de energía y polaridad eléctrica que suceden a nivel celular.
Cuando la medicina occidental fracasa en varias enfermedades, es sano preguntarse sobre cuáles premisas se asienta esta disciplina y si no será necesario reexaminar algunas de ellas. Un área de interés de la ciencia en la actualidad es la física cuántica, aunque académicamente casi no se ha infiltrado en la biología ni en la medicina contemporánea. Para superar las barreras vigentes en la medicina quizá ayude que el médico aprenda a observar al paciente con una nueva perspectiva. La física cuántica nos permite entender la fenomenología y el holismo del paciente.
La medicina occidental clasifica la enfermedad en aguda o crónica. En la medicina china se realiza una clasificación, donde se hace una gradiente que va de la enfermedad más aguda hasta la más crónica, en seis conformaciones. En las primeras tres conformaciones hay infección, con distintos grados de gravedad. Toda infección proviene de un bajo voltaje. Un bajo voltaje genera baja oxigenación, y el oxígeno es el principal elemento que nos protege de procesos infecciosos.
 En la quinta y penúltima conformación, Shao Yin少阴 (pequeño yin). La medicina China señala deficiencia de Yang, y sus síntomas son fatiga, frío profundo, ganas de recostarse y somnolencia. Acá se ha perdido el voltaje, no hay potencial de membrana celular, no hay separación de las cargas en el agua. En la subsiguiente y última conformación Jue Yin厥阴 (se traduce como yin terminal o extremo), tenemos dolor de cabeza, eructos o náusea y diarrea. Otro síntoma es calor arriba y frío abajo. Es decir, el yang asciende mientras el yin desciende, hay una separación parcial y se presagia la separación total de Yin y Yang. Es como si el protón perdiera la fuerza cohesiva para contener el electrón en órbita, y cada uno sefuera por su lado. En breve, la enfermedad Jue yin, se relaciona con impredecibles fluctuaciones de Yin y Yang debido a su no comunicación.  La muerte llega cuando hay debilidad del Yang (fuerza vital) y éste se separa y desprende del yin (cuerpo). Un cadáver es materia (yin) liberada de su energía (yang).  La medicina china nos dice que el extremo frío del yin puede ser resuelto con un gradual retorno de energía yang. Pensemos por un momento cuál es la mayor fuente del Yang. El sol inyecta voltaje, fuerza magnética y luz a las células.
La Sexualidad  y la Luz Solar.
La mayoría de mortales ha sentido alguna vez el efecto afrodisiaco del sol. Pero pocos se preguntan cómo se origina ese cosquilleo genital ante la luz. La explicación es la que se satura la sangre de Luz, a su vez los rayos UV elevan los niveles de dopamina en el cerebro, y estos incrementan la libido.
La vagina se humedece cuando le llega abundante irrigación de sangre, recibe un pene que está erecto en virtud de la acumulación de sangre en su interior, donde los glóbulos rojos son depósitos de luz ultravioleta. La frotación del pene con la vagina, genera un campo electromagnético, literalmente excita los electrones, y con el orgasmo se libera e intercambia la luz entre el hombre y la mujer, distribuyéndose por todo el cuerpo. El cuerpo ondea y sacude porque hay descarga de voltaje y de luz en cada célula.
Desde la perspectiva psicológica, la felicidad y el estado de ánimo también se vinculan con el sol. Existe la depresión estacional y la melancolía por falta de sol. Al final de invierno el cuerpo esta pálido, frio, oscuro y descargado, mientras que en la primavera el calor nos alegra. Antes de iniciar un largo proceso de psicoanálisis o una medicación psiquiátrica para la depresión, vale preguntarse cómo ha sido nuestra relación con el sol en el último año.
En antigua Grecia, Asclepio era el Dios de la Medicina, y resulta significativo que fuera hijo de Apolo el Dios de la Luz. En la Edad Media se asumía que el Señor había escrito dos grandes libros, uno era la Biblia y el otro el Universo. Había una sola biblia, pero innumerables referencias bibliográficas escritas en la naturaleza. Se razonaba que el Sol físico era un reflejo proyectado de otro sol espiritual, y a su vez éste era una imagen de Dios. No estamos tratando de dar un salto especulativo en el texto, sino más bien estudiar la evolución del pensamiento humano en la historia. Es significativo que en la modernidad tengamos un código de valores diferente sobre el sol, que va desde, amenaza, temor, recelo, ambigüedad, calentamiento global y en el mejor de los casos entusiasmo playero o cargador de batería ecológica.  Mientras que casi todas las culturas antiguas lo veían con omnisciencia, le daban cardinal importancia o abiertamente lo veneraban como los Incas y los egipcios.
Consideremos ahora el intercambio de influencias. Nos interesa el problema del mecanismo preciso mediante el cual se comunica el campo EM del hombre con el del sol. El efecto de la luz, sumado a los campos electromagnéticos de la tierra y los del corazón, actuando conjunta y armónicamente sobre el agua del cuerpo, es quizá lo que humanistas llaman amor a nivel humano  y es tal vez lo que Teólogos citan como Iluminación en el ámbito espiritual.
FIN
Helios, la Curcumina y los Rayos Ultravioleta
Habiendo expuesto algunos beneficios de la luz solar en la salud, no sería equilibrado dejar de  mencionar medicinas que pueden atenuar los peligros del UV.
1.       Huabing LI et al, (6) mostró que la cúrcuma es un protector contra rayos ultravioleta B.
2.       HAzifa A Sharaf. Realizó un experimento en el que expuso a 60 ratas a rayos ultravioleta C con 900 joules. Y las dividió en cinco grupos de 12 ratas. El primer grupo fue control, el segundo grupo solo recibió UV por media hora. El tercer grupo, recibió igual UV pero recibió también 5mg/kg de Curcumina, el cuarto grupo recibió 25mg/Kg, y el quinto grupo 50 mg/Kg. Las ratas de los últimos tres grupos fueron tratadas con Curcumina cuatro semanas previas a la exposición a UV. El resultado fue que las ratas tratadas con 5 mg/Kg de Curcumina por peso previo a la exposición de UV, tuvieron una buena protección contra la radiación de ultravioleta C. Mientras que los grupos de ratas con mayor concentración de Curcumina por peso, tuvieron menor efecto protector. Una dosis de 5 mg/ Kg, para un persona de 80 KG es aproximadamente, 400 mg. Y entre 500 mg a 1000 mg es lo recomendado para un adulto por día.
3.       Lum M1 et al. (7) Administró a ratones 100 mg/Kg por peso de forma oral durante  14 días, y luego los expuso a 180 mj/ cm2 de UV. El grupo que recibió Curcumina significativamente redujo la hiperplasia epidérmica, también se redujo la activación de NF-KB inducida por UV, así como redujeron los niveles de FGF-2, factor de crecimiento de fibroblastos. Se concluyó que la Curcumina previene el cáncer de piel inducido por UV B, modulando la FGF-2 en la patogénesis de la foto carcinogénesis.
4.       Mohiuddin M.  et al (8). Realizó un estudio sobre el rol de la Curcumina en la activación por medio de UV de un gen del Virus VIH, el VIH-LTR. Es un gen del virus del VIH que permite su comportamiento como virus retroviral. Se encontró que concentraciones micro molares de Curcumina erradicaron completamente la activación del gen del HIV.  Se piensa que el mecanismo por el que logra esto es por la inhibición de Nf Kb.
5.       Agrawal R et al. Conociendo los efectos de foto envejecimiento inducido por UV, realizaron un experimento para determinar el efecto protector de la Curcumina. La efectividad se midió en evaluación histopatológica de la piel en ratones. La evaluación probó que una dosis de 5 a 10 micro mol, es efectiva para prevenir la formación de lesiones en la piel debido a UV. Este es el primer estudio que demuestra el efecto atenuante de la cúrcuma ante el foto-envejecimiento producido por UV.
No sería correcto decir que la Curcumina es el antídoto inequívoco para los efectos adversos del UV, ni que no sea necesario guardar cuidado y mesura, pero digamos que ante el importante propósito  de establecer una relación saludable con el Sol, la Curcumina contribuye a modular el efecto y a protegernos, además de sus restantes e innumerables virtudes.
Por otro lado, cuando una persona requiere altas dosis de Curcumina debido a que afronta una enfermedad degenerativa, al penetrar la piel los rayos ultravioleta van a alterar a la Curcumina e inhabilitarla, al menos eso harán con la porción de la Curcumina del plasma expuesto al sol. Por lo que se sugiere el siguiente orden; baño de aseo, baño de sol, entrar a la sombra y luego consumir Curcumina. Uno se baña primero porque la vitamina D se forma en la piel y toma unas horas trasladarse de la superficie a la sangre, y lavar agua sobre la piel después del sol es contraproducente. Si uno no requiere higiene entonces puede tomar primero sol pero no bañarse hasta seis u ocho horas después de exponerse al sol.  Esto explica por qué algunas personas que regularmente van a la playa, con o sin bloqueador solar, tiene insuficientes niveles de vitamina D. El agua de mar lava la piel y no permite el tiempo necesario para que la vitamina D se impregne. Sin embargo, los restantes beneficios del sol si serán cultivados.
Los bloqueadores solares no deben emplearse, en ningún caso. La explicación es obvia, todo lo que untemos sobre la piel debe ser tan solo aceites comestibles, ya que habrá absorción transdermica de sustancias petroquímicas tóxicas. La protección contra el exceso de irradiación solar debe ser por medio de sombreros, vestimenta, sombrilla, y tópicamente con arcillas medicinales diluidas en agua o en aceite. Aceites vegetales como aguaje, coco, ajonjolí mezclado con aceites esenciales, estos últimos ofrecen un factor de protección quince. La industria de bloqueadores solares justifica su producto, con una postura unilateral y sesgada, sembrando miedo acumula prosélitos. El sol no es negociable para el comerciante y sus beneficios no le dan ingresos a terceros, es potente, libre, generoso y universal. Pero si fuera comerciable, tendríamos que pagar el más alto precio.
Bibliografía:
1.     Blue light and the Retina, Good or Bad? C.E. Reme. Laboratory of Retinal Cell Biology, University Eye Clinic, Zurich, Switzerland
2.       Pollack,Gerard. The Fourth Phase of Water. Ebner and Sons. 2013.
3.       Great Sleep Reduced Cancer. A scientific approach. Richard L. Hansler PhD. 2008.
4.       Tennant, Jerry. Healing is voltage. 2013. Pastoral Medical Association.
5.       Mc Taggart, Lynne. The Field. 2001. Harper Collins. London.
6.       Huaping Li, Aili Gao,Na Jiang,Qing Liu,Bihua Liang,Runxiang Li,Erting Zhang,Zhenjie Li,
Protective Effect of Curcumin Against Acute Ultraviolet B Irradiation Induced Photo-damage.
7.       Lum M1Turbic AMitrovic BTurnley AM. Abstract B47: Curcumin C3 ® prevents ultraviolet B radiation-induced epidermal damage in JB6 cells and mouse skin via a Fibroblast growth factor-2-dependent manner.
8.       Mohiuddin M. TaherGuido LammeringChad HersheyKristoffer Valerie. Curcumin inhibits ultraviolet light induced human immunodeficiency virus gene expression.
9.       Agrawal R1Kaur IP. Inhibitory effect of encapsulated curcumin on ultraviolet-induced photoaging in mice.
11.   ElmarPeschke, Ina Bähr,2 and EckhardMühlbauer. Melatonin and Pancreatic Islets: Interrelationships between Melatonin, Insulin and Glucagon.
12.   Mulder H1, Nagorny CL, Lyssenko V, Groop L. Melatonin receptors in pancreatic islets: good morning to a novel type 2 diabetes gene.
  1.  Larsen FJ, et al Effects of dietary nitrate on oxygen cost during exercise . Acta Physiol (Oxf). (2007)

,
诸行无常zhuxingwuchang
诸法无我zhufawuwo
有漏皆苦you luo4jie ku
涅盘寂静nie4pan2ji4jing4

El agua, la célula y los fotones
Los Glóbulos rojos, la porfirina y la Luz
Luz melatonina, ciclo circadiano y fisiología de la Diabetes
Luz y Vitamina D
Hipertensión arterial y Luz Solar
Examinando la evidencia en la relación Luz artificial y Cáncer
La medicina cuántica y  la medicina Oriental
La sexualidad y la Luz Solar.
Curcumina y Rayos Ultravioleta




[1]
                 Las mitocondrias son orgánulos celulares encargados de suministrar la mayor parte de la energía necesaria para la actividad celular (respiración celular). Actúan, por lo tanto, como centrales energéticas de la célula y sintetizan ATP a expensas de los carburantes metabólicos (glucosa, ácidos grasos y aminoácidos).

1 comentario: