lunes, 8 de diciembre de 2014

¿Quién es el Gallinazo?




El Gallinazo, no degüella ni mata, ni molesta a nadie, su oficio es limpiar el medio ambiente, al desaparecer cadáveres nos evita innumerables epidemias. 
   Anda en parejas de sexo opuesto, y mantiene su misma pareja toda la vida, nunca es infiel. No discute, cuida y trata con respeto a su pareja hasta el fin de sus días.

Desde su vuelo en altura,  observan  la urbe  de concreto en que vivimos, donde se matan animales para poder comer,   se practica  la prostitución, y el hombre que no tiene  tiempo para apreciar la naturaleza. Medita en la cima de las palmeras, observando como el hombre arroja basura,  se emborracha y quema los pantanos. . 

El Gallinazo y el Cóndor  son aves que con la música del silencio viven y vuelan  en lo alto,  su ética,  moral y ejemplo es grande. Como algunos Filósofos son ágiles en el Cielo y torpes en la Tierra.  Aunque más equilibrado hubiera sido  exhibir  también  una garza y un pelícano.

¿Conociendo la paz, fidelidad y mansedumbre del Gallinazo  por qué entonces exaltamos al Águila en escudos y banderas?

Viviendo  en China, tuve la oportunidad  de visitar la vecina República del Tíbet.  Estuve en un monasterio Budista a unas 5 horas de LLasa. Un día falleció  un monje, y pusieron su cadáver sobre la nieve.  Terminados los rezos  guturales de los monjes,  cuando ya  circundan  y esperan los Buitres, se acercó un Hermano  y lo desarropó. Ofrecen el cuerpo al ave con humanismo, como una última expresión  de compasión del difunto hacia la naturaleza. El Buitre es el símbolo de la vida que brota de la  muerte.  En su cultura está prohibido celebrar cumpleaños,   porque no existe tal cosa, que llaman nacimiento, ni tampoco la  muerte. 

domingo, 17 de noviembre de 2013

El templo de Bonampak y Giles Healey


Los Lacandones, la pantera negra y el violín del Quetzalcóatl. 
                                                                                                       S. BArrio Healey 







Giles Healey fue el abuelo arqueólogo que vivió deslumbrado con la cultura Maya. Descubrió el templo de Bonampak en la selva virgen del Yucatán. Recorrió la selva con los lacandones, navegó la selva contemplando las estrellas como los nativos, a veces sólo avanzaba cuando la mula se lo permitía, aprendió que las mulas huelen el peligro. En dos ocasiones tuvo que superar la malaria, la fiebre, el delirio y la muerte.
Cuando estaba en la escuela, se dio la tarea de hacer un proyecto de investigación. Opté por el tema de los Mayas y le pedí información al abuelo. Me respondió con una extensa carta, que aun guardo como tesoro, con las historias más interesantes de sus años en el Yucatán.

Los lacandones son los descendientes de los Mayas que habitan la selva,  se les distingue como ascetas místicos de temperamento hermético. Cierta noche oyeron que el bosque emitía una armonía de sonidos mágicos y sublimes.  Se acercaron lentamente buscando el Quetzalcóatl que cantaba aquella melodía insólita. Para su sorpresa vieron sentado a un hombre imbuido con el violín. Nunca había pasado por sus orejas un sonido y armonía de esa naturaleza. Los lacandones de aquel entonces no conocían la civilización ni el hombre blanco.  Giles había sido primer violín de la orquesta de Boston y su arte debió haber dejando una profunda impresión a los nativos. Como escucharon algo que juzgaron como sagrado, decidieron transportarlo a conocer el  templo sagrado de los Mayas, el templo de Bonampak. Fue así que el primer hombre blanco pudo admirar estos históricos murales.

Empezó así una larga amistad con los lacandones. Empezaron a comunicarse con el lenguaje de la música, y luego con la palabra mientras Giles fue aprendiendo su lengua.  Varios fueron los años vividos, en San Cristóbal de las Casas, Chiapas y Palenque. Mi madre paso sus primeros años entre los nativos, quienes la bautizaron como Cici, una leyenda Maya sobre una niña rubia. Quedo así con ese nombre para toda la vida. Años después mi madre quedaría atraída por un similar género  de nativo, pero esta vez del Perú.

Mi abuela vivía en la ciudad, cuidando a mi madre y pintando oleos de rostros nativos, mientras su esposo exploraba la selva. Giles practicaba la arqueología, y toda la bibliografía lo describe como arqueólogo, pero en realidad se había graduado en Yale como Químico. Más exacto será decir que tuvo varias profesiones, fue astrónomo, químico, arqueólogo, fotógrafo y músico.

Una vez entró al templo de Bonampak y se encontró con un pantera negra cuidando sus crías, la pantera le mostró sus colmillos aspirando. Inerme y asustado se quedo quieto un largo tiempo, pantera e intruso mirándose a los ojos. Finalmente la pantera lo dejó salir. Muchos años después se repitió la misma escena, pero esta vez, Giles con rifle en mano. Asustado pero conmovido tuvo entonces la misma compasión de salvarle la vida a la pantera.La etnobotánica y las medicinas de los nativos fue otro de sus intereses. Investigaciones sobre la química del Curare y el barbasco,  lo llevó a hacer expediciones en el Orinoco de Venezuela.

Tenía la costumbre de cortar con tijera sus medias y ropa para que no le ajuste. En su casa de Big Sur California, una vez le dije que la televisión alemana había llegado a entrevistarlo, ya estaba en sus últimos años, salió harapiento y sonriente, con su deshilachado abrigo de  alpaca, sandalias y medias desmenuzadas, con su pipa y rodeado de sus inseparables seis perros atendió la entrevista.

Giles fue hijo de una enfermera francesa, casada con anticuario un Neoyorquino hijo de emigrantes Irlandeses. Nació en Nueva York, y fue educado en colegio internado en Suiza. Tuvo una infancia austera, bajo las duras exigencias de su padre. Se dice nunca en su infancia, ni en navidad o cumpleaños, recibió regalo alguno. Quizá por estas memorias fue excesivamente  generoso con su nieto, en regalos, libros, música clásica e historias arqueológicas. Falleció en Inglaterra, convaleciendo en la casa de campo de Sussex.

Originalmente fue a la selva para hacer un documental para National Geographic sobre el caucho y los chicleros.  Pero su destino terminó desviándose para siempre. Tuvo la audacia y la fortuna de dedicarse a su pasión, los Lacandones y la arqueología Maya. Su último deseo fue escuchar el Adagio de Albinioni y  que sus cenizas fueran llevadas a Bonampak.







jueves, 24 de octubre de 2013

Queridos Conciudadanos.


Hace unos días, se expuso en los medios televisivos el tema de las antenas microondas. Se contrasta en primer lugar un extraño mutismo  por parte de la prensa escrita, y una inusual cobertura de varios canales de televisión independientes. Cuando normalmente debiera haber cierta paridad  en los mensajes que transmite la TV y la prensa.

Sin embargo, los mensajes que han llegado al público  han sido  ambiguos e incluyentes. Un embrollo de informaciones que no ha sido muy útil al público.  Como si hubiera una fuerza que impide la transparencia de información. No debiéramos tener  interés en tomar una posición, que  no sea la de dar con la verdad. En ese afán en buscar evidencia sólida, objetiva, confiable, el camino  es bastante sencillo. Toda persona (o periodista) que se da el tiempo de leer los estudios, da con la información de manera objetiva, basta una a dos horas de lectura de las más importantes  investigaciones  serias sobre el tema. Entonces no se explica ni justifica tanto oscurantismo alrededor del tema.

El detalle de cómo son precisamente  los mecanismos biológicos  ante el impacto de las antenas no se conocen con exactitud, y tomará  varios años, décadas, para evaluar todas las variables. La ciencia tendrá que evaluar el impacto de las radiaciones sobre el ADN, sobre las bombas de iones en las membranas celulares, sobre la corteza cerebral, y en su capacidad de alterar campos electromagnéticos con vida, un trabajo vasto y extenso. Mientras los metódicos estudios siguen su lento curso, la epidemiología de personas expuestas ya ha dado graves alertas.

La ciencia empírica siempre corre más rápido que la ciencia de laboratorio.  Si sueltas una manzana esta se cae, nadie lo refuta, pero descubrir  la ley de gravitación le demoró miles de años al hombre, y no por eso las manzanas dejaron de caer sobre  la cabeza de la gente. La ciencia empírica tiene además más peso que las teorías y las hipótesis, que podrían ser manipuladas o no publicadas cuando el resultado no es el esperado.  Lamentablemente la mayor parte de investigaciones sobre bioseguridad en antenas microondas las conducen las mismas empresas de telefonía.

La FDA otorga licencia a un fármaco cuando demuestra en la población que es más efectiva que el placebo, sinla exigencia de conocer los detalles de la bioquímica. A contrapelo podemos decir lo mismo de las antenas, en su impacto en la población. Solo midiendo mortalidad, medir otras variables sería bastante más complicado, las observaciones son duras, son cuantificables y no obedecen al azar. Tienen el rigor de ser estudios sobre poblaciones en doble ciego, donde ni los pacientes ni los médicos sabían de la variable radio frecuencias.
Galileo una vez dijo, “la naturaleza no se preocupa jamás que sus modos de actuar sean accesibles a la capacidad de pensar del hombre, ella actúa inexorable” Podemos añadir,  que no importa si crees o no crees en la radiación, el resultado es siempre el mismo.

Es triste ver un hombre con inteligencia prestada, cuando hay un hilo de oxígeno  entre el  sueldo y la  consciencia.  La libertad a pensar con inteligencia y autonomía es el tesoro más grande, y ningún hombre o mujer lo debe sacrificar. Tal es el caso de los empresarios que desarrollan  consciencia corporativa y no una consciencia que busca la verdad. Como abogados a sueldo defienden a ultranza a su empresa.

Existen dos tipos de persona; los que trabajan para el jefe, y los que trabajan para la Madre, nos interesa trabajar con cariño para la Madre, para la Pachamama. Y si nuestro jefe no trabaja para la Madre, entonces será necesario conversar con él o buscar otro trabajo. Por qué si vives sin respeto y humildad hacia la Madre, algún día sentirás las leyes naturales de la naturaleza, y son efectivamente inexorables.

Creo sinceramente que no siempre se contamina la información con alevosía. Por ejemplo, cuando editaba  el libro La Gran Revolución de las Grasas, pedí la consultoría de un ingeniero químico especializado en refinación de aceites, quería que verifique toda la información en el libro, para no publicar algo que no honre la verdad. Hizo el trabajo, me ayudo a perfeccionar varios puntos, un experto que conocía el tema al dedillo. Luego en un momento de lucidez  y humildad me confesó que  nunca pensó que estos aceites podrían ser dañinos a la salud. Inexplicablemente la variable salud y nutrición no entraba en sus códigos mentales. Aun cuando problemas de salud y consumía regularmente margarina. ¿Será posible que el ingeniero eléctrico, tan afanado y absorto en sus ecuaciones mentales, esté cegado al efecto de las antenas sobre su  pueblo? Muchos científicos y la ciencia que producen, son brillantes desde  su cerebro izquierdo, pero carecen de sabiduría.

Otra variante de complicidad es el silencio, el grupo El Comercio, quien ahora domina el 77% de la prensa escrita, algo que no debe de permitir un país democrático,  decidió casi no abordar  el tema de las antenas. Sin embargo, este periódico, ejerce el sofisma, publica un recuadro interesante. El 21 de septiembre de 2013 en el periódico del domingo aparece:

CELULARES
"Una investigación realizada por la Universidad de South Florida de EEUU dio a conocer que las ondas electromagnéticas de los celulares tendrían efectos positivos en el cerebro de las personas con Alzheimer. La noticia abre puertas a revolucionarios tratamientos."

Este estudio de la USF, fue realizado en ratas, solo demostró que las placas de Beta amiloide, que son proteínas que se enredan y apelmazan por razones que no conocemos, fue inhibido por la radiación de celular. La formación de estas placas es una de las hipótesis del Alzheimer, pero inhibir su formación no es  equivalente a concluir que promete prevenir  o remediar  el Alzheimer. Esta conclusión, aparece como una isla dudosa, contradictoria y conspicua, en  contraste con el océano de múltiples investigaciones que alertan los peligros de los celulares sobre la corteza cerebral, sin embargo, por alguna extraña coincidencia este periódico lo divulga. Publica el dedo e ignora el sol.

Las ciudades de Latinoamérica pululan bajo una telaraña de microondas invisibles, la incidencia de neoplasias y enfermedades degenerativas, son la modalidad de patología moderna que viene  consumiendo la humanidad, tal como lo fueron las plagas en el medioevo. Urge detener el fenómeno endémico, hay que buscar las causas, sería pertinente hacerlo con  honestidad y valor, sin mutismo, sin ceguera y sobre todo sin la excusa de la ignorancia, el pretexto de aun no hay evidencia. Mi deseo es que tengamos derecho a una muerte digna, tan natural como ir a dormir, y no una que pase por el trance de la moderna  tecnología.

En español
En Ingles 


sábado, 15 de junio de 2013

Los Ocho Ensayos de Gao Lian


                                                                                                       S. Barrio Healey
El gran maestro de la longevidad Gao Lian 1591, fue en su infancia un hombre privado de salud y fortaleza, fue así que dedicó su vida a investigar los grandes secretos de la salud. Se hizo célebre por su libro Zun Sheng Ba Jian遵生八箋, Ocho ensayos para nutrir la  vida.

1.      Refina los modales de manera elegante清修妙论笺Qīng xiū miào lùn jiān

2.      Nutre la vida de acuerdo a las estaciones 四时调摄笺Sì shí tiáoshè jiān

3.      Mantén un ritmo de vida regular de paz y felicidad.  起居安乐笺Qǐjū ānlè jiān

4.      Prolonga la vida y elimina la enfermedad 延年卻病箋Yán nián què bìng jiān

5.      Mantener la salud por medio de terapia dietética 饮馔服食笺Yǐn zhuàn fú shí jiān

6.      Disfruta tiempos de Ocio 燕问清赏笺Yàn wèn qīng shǎng jiān

7.      Consumo de Elixir oculto 灵秘丹药笺Líng mì dān yào jiān

8.      Vive fuera del mundo mundano 尘外遐举笺Chén wài xiá jǔ jiān

El último ensayo, quizá el más fascinante, con un desafío algo sedicioso,  el autor dibuja y sugiere los salubres beneficios de vivir fuera de las eslabonadas expectativas de la sociedad. A modo invisible existen innumerables semáforos inconscientes que van dirigiendo el tráfico de la consciencia, articulando la toma de  decisiones vitales de nuestra vida. Soñolientos  y obedientes se dan círculos en  territorios mundanos, una y otra vez como perros de la calle sin sentido de orientación.

Vivir reglamentariamente, con el protocolo básico de vacunas, medicado con los fármacos correspondientes,  con una dieta acorde a la pirámide nutricional, y obedeciendo tan solo en un diez porciento  a la publicidad, es una fórmula donde a pocos se cristaliza una enfermedad prematura. Hace falta entonces tener la audacia y la prudencia de vivir fuera del mundo mundano.

viernes, 15 de febrero de 2013

ACORRALANDO AL ENEMIGO INVISBLE



¿Evidencias sobre un causal ignoto que  acecha e intensifica la epidemia del cáncer?   

S. Barrio Healey

Un fenómeno silencioso e inexplicable está demoliendo la salud de la humanidad. Oscuramente intuimos que algo está sucediendo, todos lo comentan y se preguntan y nadie sabe qué pasa. Nos despedimos de seres queridos, o nos golpea la noticia en carne propia, se sospecha que algo no estamos haciendo bien.  Por otro lado, visiblemente hay consenso que las diferentes formas de neoplasia se han  multiplicado de una forma sin precedentes en la historia de la humanidad. Solo en los últimos diez años la incidencia del cáncer nos recuerda las plagas medievales. ¿La pregunta es qué origina esto, que lo impulsa  y nos enferma de manera tan intensificada?

Nuestra alimentación ha degradado, hay innumerables contaminantes en la cadena de alimentación, pero difícilmente podemos decir que sea el único o principal culpable de tal aceleración del cáncer. Las emociones  innegablemente son también responsables del cáncer. Pero mala dieta y conflictos emocionales han existido en toda la historia de la humanidad, y no bastan para explicar, este aceleramiento en el cáncer. Algo más está sucediendo y urgen respuestas. Según la OMS, con 7.6 millones de casos terminales, el cáncer fue en el 2008 la causa líder de muertes en el mundo. (1)  A nivel de estadísticas globales África, el continente más atrasado en tecnología moderna, presenta la más baja incidencia de cáncer. (2)

El trabajo de un médico es uno con aires fúnebres, todos los días se acude a personas que luchan por vivir y donde acechan las fuerzas de la muerte. Con el trabajo diario de enfrentarse a la enfermedad y aliarse  con el paciente en sus ganas de vivir,  se empiezan a dibujar correlaciones y el tejido invisible se va manifestando, se visibiliza.
Un paciente con un tumor en el cerebro, en plena consulta responde su celular, le digo que mejor utilice un cable con su celular para no acercar la radiación al cerebro. Continuó explicando que busque no vivir cerca a estaciones base de telefonía celular. Me interrumpe diciendo  que vive en el penúltimo piso de un edificio, en plena plaza de armas, y sobre el techo hay una antena microondas de celular. Otro paciente de 40 años viene a la consulta con Linfoma no Hodkings, vive en Chosica y conversando me pregunta si  la casa vecina donde hay una base de antena microondas, puede ser peligrosa. Otro paciente de 80 años, que siempre fue sano, viene a consulta para pedir consejo en la alimentación, acaba de perder un riñón con cáncer. Cuando le digo que no guarde su celular en el bolsillo, ya que su campo de radiación de energía electromagnética puede afectar la pelvis, me explica que hace un año, vino una empresa telefónica, y realizó un contrato con los inquilinos de su edificio, pagan mil dólares por departamento por la ubicación de la antena. Exactamente al año se enferma de carcinoma renal, sin darme detalles me señala que todos los inquilinos del edificio están afligidos de salud. Otra paciente con linfoma, explica que llevo varias sesiones de quimioterapia y radio terapia, su enfermedad fue a remisión. Tres años más tarde, empezó un dolor en el borde anterior del hueso de la pelvis, la cresta iliaca anterior, la biopsia reveló tejido maligno.  Fue el lado derecho, justo debajo de donde colocaba su estuche del celular. También hay pacientes que tienen hasta tres celulares entre el bolsillo y la correa, y preguntan si habrá alguna hierba buena para la próstata. Si el celular puede anular el poder reproductivo a un huevo de gallina, ¿qué efecto tendrá sobre los testículos y los ovarios? Otra paciente viene de Sullana con cáncer de Pulmón, me anticipo y les digo que busquen no vivir cerca de torres microondas, responde aclarando que hace dos años colocaron una torre en la casa su vecina. Continua explicando que desde que pusieron esa torre, el celular, el teléfono fijo y el televisor, nunca fue igual, siempre con fallas,  invisiblemente otras fallas también empezaron a darse en las células, hasta que el dolor en el pecho  la llevo a la consulta y al diagnóstico temido.

Desgraciadamente son las mismas corporaciones telefónicas las que financian la mayoría de estudios sobre la seguridad de las torres de celulares. De igual forma, en internet hay abundantes artículos sobre la inocuidad de la contaminación electromagnética. Después de haber escrito cuatro libros y haber leído interminables artículos científicos, se desarrolla olfato para reconocer estudios científicos genuinos. La web está invadida de artículos fantasma, colocados con camufla, para influir en la opinión pública. Ahí podemos encontrar textos y elegantes videos sobre lo ecológicas que son ciertas empresas mineras, inclusive se ven textos de cómo  el tratamiento de restitución hormonal protege contra el cáncer, la inocuidad del aspartame y el Glutamato Mono sódico. Sabiendo que la web es una selva incontrolable, uno solo debe de orientarse con textos de publicaciones serias, que son supervisadas por un equipo editorial experto, internacional e independiente y no ligado a corporaciones. El grupo editorial Elsevier es reconocido dentro del mundo de las publicaciones científicas y académicas, por sus reportajes de alta calidad y confiabilidad, y entre sus publicaciones tenemos The Journal of Total Environment, de este último el siguiente articulo.
Mortality by neoplasia and cellular telephone base stations in the Belo Horizonte municipality, Minas Gerais state, Brazil


 Belo Horizonte con 2.5 millones de habitantes, es la tercera ciudad de Brasil, tiene el mejor sistema de salud a nivel nacional, la mejor educación del país, con un nivel de vida bastante superior al promedio del país. Según el comité de las Naciones Unidas ha sido seleccionada como la metrópolis con la mejor calidad de vida de toda Latinoamérica. De igual forma, tiene la más alta tasa de incidencia de cáncer a nivel nacional, un fenómeno difícil de explicar. Belo Horizonte cuenta con la más alta concentración de estaciones base de celular en el país. La pregunta natural fue saber si existe alguna correspondencia.

Al evaluar  las estadísticas de mortalidad por neoplasia, medida en función a la distancia de una torre de microondas de celular a la residencia del fallecido, se obtuvieron los siguientes resultados.

A 100 metros de una estación base de celular                 3569 muertes por neoplasia

A 200 metros “    “’     ”                                                         1408 muertes por neoplasia

A 300 metros “          “                                                              973 muertes por neoplasia

A 400 metros “          “                                                              482 muertes por neoplasia

A 500 metros                                                                             292 muertes por neoplasia

Más allá de los 1000 metros                                                  147 muertes  por neoplasia

El estudio en Belo Horizonte en Brasil, uso una inteligente metodología de geo-localización, midiendo la distancia de las antenas con las personas fallecidas por cáncer. Se vio que del total de personas fallecidas con cáncer, el 81.37% se produjo dentro de los 500 m de distancia a la antena, lo que indica una correlación altamente significativa.

 En el año 2003 la ciudad de Belo Horizonte contaba con 474 estaciones base de celular, mientras que el año 2006 llegaron a ser 856. La incidencia más baja de cáncer en Brasil está en la región Barreiro, donde se da una menor concentración de antenas microondas y estación base de telefonía móvil. La ciudad de Lima para el año 2008 cuenta con 1414 estaciones base de telefonía móvil, mientras que el resto del país cuenta con 1358, con un total de 2772 bases a nivel nacional (4).

Muchos técnicos declaran que las emisiones de estación base son tan débiles a la distancia que serian despreciables, y nos instan más bien a investigar más los efectos del mismo celular móvil. Pero los estudios como el Belo Horizonte y otros realizados en Alemania e Israel, citados en apéndice uno y dos al final, evidencian un problema particularmente sensible y delicado cuando las personas viven en vecindarios cercanos a una estación base de telefonía móvil, donde el cuerpo va estar expuesto de manera continua. En las inmediaciones a una estación base las emisiones son mucho más bajas que las recomendadas por los organismos reguladores. Pero las normas reguladoras solo tienen en cuenta exposiciones cortas de seis minutos, y principalmente evalúan modificaciones térmicas en los tejidos. No otros indicadores más sutiles como la inmunidad, los canales de iones en las membranas celulares, la conducción eléctrica neuronal, o las estructuras moleculares del plasma, del ADN, y patrones de energía desordenados en los fluidos intersticiales,  por citar algunas variables. La ciencia aun no ha medido y evaluado cabalmente los efectos de la contaminación electromagnética, aunque está al tanto que clínicamente nos enferma.

 Aun así, muchos países no respetan la recomendación que se estableció en el congreso internacional de Salzburgo de 0.1 microvatios por cm2, para zonas residenciales. Mientras que la recomendación del consejo de Europa es de 450 microvatios por cm2, el cual es un coeficiente de seguridad 50 veces menor, considerado inocuo para la salud desde el punto de vista térmico. (España permite el tope europeo de radiación: 4,5 vatios/metro cuadrado; Suecia permite sólo 2,2 vatios/metro cuadrado; Polonia, Italia, y Austria 1,0; Rusia 2,4 vatios/metro cuadrado.)  Pero como hemos dicho, y evidenciado, nadie se calcina o enciende en las cercanías a una torre, y la observación de variaciones térmicas es  burdo en comparación con los fenómenos sutiles que podrían  y de hecho suceden, a nivel fisiológico. Muchos científicos señalan que pueden producirse otros tipos de efectos no térmicos, al tener exposiciones prolongadas. Un tema de estudio que no es impulsado por la industria de las telecomunicaciones.

 Por densidades de población y los perímetros de influencia que abarcan estas torres son millones las personas que están expuestas.  A esto se suma el Wi-Fi en casa, el teléfono inalámbrico, el celular, el televisor y el horno microondas. En el año 2009 el número de teléfonos celulares superó al  de teléfonos fijos. Quizá nuestro entusiasmo con el celular ha sido desmesurado.

Como hongos después de la lluvia han aparecido torres de celular por todo el mundo. Lamentablemente en países desarrollados recién se están implementando normas y en otros países las normas y el control son nulos. Cáncer de próstata, pulmón, mama, hígado, son reconocidos en la literatura científica como carcinomas relacionados con radiaciones electromagnéticas artificiales. 
Sobre nuestro espacio abundan señales de radio, televisión y celular. Las señales de radio son ondas de energía no concentrada, en nada comparable con las de microondas. La tecnología del celular requiere de microondas, las cuales son diminutas ondas vibrando a gran frecuencia de entre 300 y 3000 Millones de hertz, dada su alta concentración de energía, son capaces de atravesar todo tipo de material orgánico vegetal y  animal sin excepción, con la capacidad de sondear y perforar células, dañar el ADN y finalmente enfermarnos. Ojala podamos hacer algo a tiempo. Al caminar por la ciudad, por el vecindario en que vivimos, hace falta abrir los ojos y evitar las antenas emisoras/receptoras, torres de alta tensión, y estaciones base de telefonía celular.

Otro gigante responsable en la epidemia del cáncer, se desprende del mundo de los hidrocarburos. Hay más de 75 mil químicos sintéticos en nuestro medio, y solo se ha evaluado la seguridad del 3% de ellas (5). El público está ampliamente expuesto a cancerígenos, de la concepción hasta la muerte. Se empieza con el chupón, la mamadera y el pañal de polietileno, luego bebemos de vasos y botellas plásticas de polivinilo, o se mueve el azúcar (o edulcorante sintético) con cucharadita de plástico polipropileno. Compramos pescado y lo envuelven en bolsa plástica, se compra margarina, una grasa hidrogenada cercana molecularmente a un polímero plástico y también viene empaquetado en otro plástico más duro. Para comodidad del comensal el queso viene separado en láminas de plástico, la papaya y la piña cortada se “protege” con PVC (policloruro de vinilo). Salvo algunos vinos en botella de vidrio casi todo en el supermercado viene en plástico. Sin embargo, con seguridad el más peligroso de todos está en los pesticidas y fertilizantes sintéticos de las frutas y verduras. Las mujeres se aceitan protectores solares, cremas humectantes, tintes para el cabellos, acetonas en las uñas y siliconas en senos y nalgas. La vagina tampoco se libra, con la regla llegan los tampones o toallas con gel absorbentes. El acto sexual es también una maniobra plástica, con condones de látex y lubricantes de vaselina (compuestos aromáticos policíclicos de carácter cancerígeno), espermicidas químicos y diafragmas cervicales de goma.  Nos llevamos el almuerzo al trabajo en un envase de plástico. Los artículos de aseo, jabón de glicerina, y champús siempre contienen un famoso cancerígeno, que hace años se debate su prohibición en el mercado, el  parabeno. Pasta dental con detergente frotado con cepillo de plástico. Prendemos el aire acondicionado de un carro recalentado al sol y se inhalan el benceno, abrimos la ventana y respiramos monóxido de carbono. Dormimos entre paredes pintadas con una mezcla de poliuretanos, resinas de melanina, poliésteres y acetatos  que frescas o secas emiten partículas volátiles tóxicas en las habitaciones.  Antes de morir se coloca una sonda naso gástrica de jebe, y un suero a la vena con varios fármacos petroquímicos. Lo irónico es que para morir se prefieren materiales naturales, no existen los ataúdes de plástico, todos son de madera.
El crecimiento explosivo de productos petroquímicos empezó en 1940, pero aun así no explica, ni justifica por sí solo el incremento del cáncer en los últimos 20 años. Ni como en una sola década la incidencia del cáncer ha incrementado en 20%.

Finalmente, y para complementar, seis meses antes de manifestarse un cáncer como regla hay un conflicto emocional, con o sin polución de microondas. El Dr. Ryke Geerd Hamer tiene razón también en señalar que la raíz del cáncer es emocional. Si el cáncer fuera únicamente emocional lo hubiéramos visto expandir durante las atrocidades de la primera y segunda guerra mundial, cuando en la realidad, se vio que en muchos lugares de Europa, durante este periodo crítico disminuyo el cáncer. Suceso extraño que según el Dr. T Colin Campbell se debió a la reducción grasas y carnes animales, y mayor consumo de verduras y cereales integrales durante las austeridades de la guerra. Mas adelante, se descubrió el ADN  y ciertos genes fueron inculpados, hoy se estima que no más del 2 % de los canceres son de origen genético, y no sólo eso sino que los genes no son tan inmutables y rígidos como se pensó inicialmente. Sobre una población   expuesta bajo un cielo de radiaciones electromagnéticas, serán las personas con estrés, conflictos emocionales, y mala dieta los más vulnerables e inermes.
La azúcar abunda en la sociedad junto con las grasas toxicas, los antibióticos en las carnes animales,  el cloro y arsénico en el agua de beber. Todo esto genera cáncer, pero aun así no explica el  salto meteórico del cáncer  que se impulsó a niveles inimaginables en los últimos  quince años. En el año 1900 era una persona de cada 30 que fallecía de cáncer hoy es una de cada 4.


Apéndice 1
Estudio La Influencia de estar físicamente cerca de Estaciones Base de telefonía móvil y la incidencia de cáncer. 2004. NAila Alemania. (6)
The Influence of Being Physically Near to a Cell Phone Transmission Mast on the Incidence of Cancer
Horst Eger, Klaus Uwe Hagen, Birgitt Lucas, Peter Vogel, Helmut Voit
Se realizó un estudio en la ciudad de Naila Alemania, examinando si las personas que viven cerca de estaciones base de celular tienen algún riesgo de contraer enfermedad tumoral maligna. Se evaluaron 1000 sujetos. El análisis mostró que el numero de canceres nuevos desarrollados, era significativamente mas alto en pacientes que viven a distancias dentro de los 400 mts la estación base. Los que viven dentro de los 400 mts de la estación base, en promedio se enferman 8 años antes que los que viven más allá de los 400 mts. La estación base entró en operación en el año 1993, desde 1999 hasta el 2004, es decir después de 5 años de operación de la base, el riesgo relativo de contraer cáncer, era 3 veces mayor, para las personas que viven dentro de los 400 mts de la estación, comparado con los residentes que viven mas allá de esa distancia. Este estudio representa un hito importante en el campo, ya que los resultados claramente muestran que la radiación de una estación base de celular contribuye al desarrollo del cáncer, aun en niveles de magnitud de exposición multiplicadamente (several orders of magnitude lower)  mas bajas que los actuales límites recomendados.
Apéndice 2
Estudio Incidencia incrementada de cáncer en las proximidades de una estación base de telefonía móvil. Netanya Israel. 2004. (7)
 Increased incidence of cancer near a cell-phone transmitter station. Inter. J. Cancer Prev. Wolf, R., and Wolf, D. 2004
Un estudio en la ciudad de Netanya Israel mostró un incremento de incidencia de cáncer 4.15 veces mayor entre los sujetos que viven dentro de 350 mts de la estación base de celular.
En el estudio se agruparon dos grupos.
Grupo A . Sujetos que han vivido 3 a 7 años en la cercanía (350 mts)  a una estación base y que también son pacientes de una clínica en la ciudad.
Grupo B. Sujetos de similar condición socio económica que también fueron atendidos en la misma clínica de la ciudad. Grupo control que no vive cerca a una torre.
Resultados: El grupo A tuvo un riesgo  relativo de cáncer de 10.5 ( es decir 10.5 veces mayor probabilidad de contraer cáncer).
                     El Grupo B tuvo un riesgo relativo de cáncer de 0.6
                    LA ciudad de Netanya tiene una riesgo real promedio  de 1.0
Nota: En el presente estudio las densidades de emisión, tanto medidas como estimadas, en la ciudad de Netanya fueron 0.53 uW/cm2, lo que viene a ser 800 veces menor a la exposición límite de los 425 uW/cm2, para la frecuencia de 850 MHz  según los parámetros recomendados por ICNIRP.
Apéndice 3
¿Qué debemos exigir a la Empresa Instaladora?
Petición de dictámenes a nivel de repercusión arquitectónica en el edificio, y sobre los efectos que puedan derivar en la salud como consecuencia de la instalación de antenas. Le podemos remitir al presidente o al administrador una carta para que pida a la empresa las siguientes aclaraciones.
TIPO DE SISTEMAS INSTALADOS EN LA AZOTEA DEL EDIFICIO.
  • Potencia y emisión de frecuencias de cada uno de ellos
  • Distancia de cada una de las antenas instaladas a la cubierta del edificio.
  • Cumplimiento de las medidas de seguridad y normativa vigente hasta la fecha.
  • Licencias, permisos y autorizaciones concedidos tanto para la instalación, como para poder operar con dicha antena.
  • Peso total de la instalación (comprendiendo mástil, antenas, caseta, vigas, armazones, soportes, cables, etc.).
  • Qué cubre el seguro de Responsabilidad Civil: con qué compañía está suscrito y en qué fecha.
  • Acreditación de garantía total de INOCUIDAD de las radiaciones emitidas por dicha estación base de telefonía móvil en todo el edificio (comprendiendo las azoteas de los áticos).
  • El vacío legal ampara la proliferación de Antenas:
  • En España (o Perú) no hay legislación específica, sobre la instalación de antenas de telefonía móvil.
  • Sólo se necesita una licencia de obra menor del Ayuntamiento.
  • "La OMS recomienda que las antenas de telefonía móvil se instalen fuera de los núcleos urbanos y zonas densamente habitadas.
  • "La OMS recomienda también que se instalen vallas o barreras en torno a los emplazamientos donde hay antenas para evitar el acceso a ellas.
  • La OMS aconseja que antes de ubicar una antena se consulte a las autoridades locales y a la población.
  • La tecnología actual permite que varios operarios puedan compartir una misma antena.
Apéndice 4
CUADRO N° 15: ESTACIONES BASE DEL SERVICIO MÓVIL EN LA PROVINCIA DE LIMA (septiembre 2008)
PROVINCIA DE LIMATOTAL
Dirección General de Regulación y Asuntos Internacionales de Comunicaciones


PROVINCIA DE LIMA TOTAL
Santiago de Surco                           118
Cercado de Lima                            111
San Isidro                                         94
Miraflores                                        81
Ate Vitarte                                     60
La Victoria                                      59
San Martín de Porres                    53
San Borja                                         51
San Juan de Lurigancho                  49
La Molina                                          48
Los Olivos                                         39
San miguel                                        39
Chorrillos                                          35
San Juan de Miraflores                  31
Jesús Maria30Comas                       28
Surquillo                                              27
Lince                                                     26
Pueblo Libre                                       26
Breña                                                  24
Santa Anita                                           23
Villa El Salvador                                  20
Villa Maria del triunfo                            19
El Agustino                                                18
Magdalena del Mar                                 18          
Rímac                                                          17
Lurigancho                                               16
Barranco                                                  15
San Luis                                                   15
Puente Piedra                                        14
Carabayllo                                               13
Independencia                                       13
Lurín                                                         10
Ancón                                                         9
Pachacamac                                              8
Pucusana                                                  7
Punta Hermosa                                        6
Chaclacayo                                               5
Cieneguilla                                                5
Santa Maria del Mar                                5
Punta Negra                                              3
San Bartolo                                                1
Santa Rosa                                                 1
Total                                    1290


Apéndice 5
ESTACIONES BASE DEL SERVICIO MÓVIL A NIVEL NACIONAL (septiembre 2008)
DEPARTAMENTOTELEFÓNICA MÓVILES S.A. (Telefonía Móvil) AMERICA MÓVIL PERU S.A.C. (PCS) NEXTEL DEL PERU S.A. (Troncalizado)


                                   TOTAL
LIMA                             1414
AREQUIPA                                                153
LA LIBERTAD                 150
CALLAO                         116
PIURA                            102
ANCASH                          99
CUSCO                             88
CAJAMARCA                   86
LAMBAYEQUE                83
ICA                                   69
JUNIN                              61
PUNO                              58
TACNA                           51
SAN MARTIN                 35
AYACUCHO                    29
MOQUEGUA                 28  
 LORETO                         28
TUMBES                         23
PASCO                            18
AMAZONAS                   16
HUANUCO                     15
APURIMAC                    15
UCAYALI                         12
HUANCAVELICA           12
MADRE DE DIOS          11
TOTAL                          2772

 
Lima 1414 resto del país 1358

Apéndice 6

La mortalidad por neoplasia y celulares estaciones base de telefonía en el municipio de Belo Horizonte, Minas Gerais,Brasil

Adilza C. Dode, Mónica MD Leão, Francisco de AF Tejo, Antonio CR Gomes, Daiana C. Dode e , f , Michael C. Dode e ,Cristina Moreira W., Vânia A. Condesa, Cláudia Albinatti y Waleska T. Caiaffa

Centro de Minas de la Universidad Metodista Izabela Hendrix, Belo Horizonte, Minas Gerais, Brasil

Abstracto

La contaminación causada por los campos electromagnéticos (CEM) de radiofrecuencias (RF) generadas por el sistema de telecomunicaciones es uno de los mayores problemas ambientales del siglo XX. El propósito de este estudio fue verificar la existencia de una correlación espacial entre la estación base (BS) y grupos de casos de muerte por neoplasia en  el municipio de Belo Horizonte, Minas Gerais, Brasil, entre 1996 y 2006, y para medir los niveles de exposición humana a los CEM, donde hay una mayor concentración de antenas de telefonía celular del transmisor. Un análisis descriptivo espacial de las normas básicas y los casos de muerte por neoplasia identificados en el municipio se realiza a través de un enfoque ecológico-epidemiológico, con la georeferenciación. La base de datos empleadas en la encuesta se compone de tres bancos de datos: 1. muerte por neoplasia documentado por el Departamento Municipal de Salud, 2. BS documentado en ANATEL ("Agência Nacional de Telecomunicações": "Agencia Nacional de Telecomunicaciones), y 3. censos y datos demográficos de la población de la ciudad obtiene de los archivos oficiales proporcionados por el IBGE ("Instituto Brasileiro de Geografia e Estatística": "Instituto Brasileño de Geografía y Estadística). Los resultados muestran que aproximadamente 856 BS fueron instalados hasta diciembre de 2006. La mayoría (39,60%) de las normas básicas se encuentra en el "Centro-Sul" ("Centro-Sur"), región del municipio. Entre1996 y 2006, 7.191 muertes por neoplasia ocurrió y dentro de un área de 500 metros de la BS, la tasa de mortalidad

fue de 34,76 por cada 10.000 habitantes. Fuera de esta zona, una disminución en el número de muertes por neoplasia ocurrió. La mayor incidencia acumulada fue de 5,83 por 1000 en la región Centro-Sur y la incidencia más baja fue de 2,05 por 1000 en la región de Barreiro. Durante el monitoreo ambiental, el mayor campo eléctrico medido acumulada fue de 12,4 V / m, y el más pequeño fue de 0,4 V / m. El poder más grande de la densidad fue 40,78 mW / cm 2, y el más pequeño fue de 0,04 W / cm 2.

En el año 1999, ante la preocupación y alarma social existente en el Reino Unido, el Ministerio de Sanidad británico, creó un "Grupo de Expertos Independientes en Telefonía Móvil", formado por médicos, biólogos, ingenieros, etc., que emitió su Informe en mayo del año 2000, y de él cabe destacar la siguiente conclusión: "No es posible en el momento presente afirmar que la exposición a radiofrecuencias (derivadas de la telefonía móvil) a niveles inferiores a los establecidos en las normas de seguridad nacionales, no tenga ningún efecto potencial adverso sobre la salud, y que las lagunas en el conocimiento son suficientes para justificar una política de precaución".

Bibliografia:

1.     Global cancer statistics.


Surveillance Research, American Cancer Society, Atlanta, GA, USA. ahmedin.jemal@cancer.org


2.     Demographic facts for the world population


3.     Mortality by neoplasia and cellular telephone base stations in the Belo Horizonte municipality, Minas Gerais state, Brazil


 4.    Estadísticas de Servicios Públicos de Telecomunicaciones  2008

Ministerio de Transporte y comunicaciones. Perú

5.    Excerpted from “ The High Stakes of Cancer Prevention” by Samuel Epstein and Liza Gross, Tikkun Magazine, Nov/Dec 2000 www.tikkun.org

6.    The Influence of Being Physically Near to a Cell Phone Transmission Mast on the Incidence of Cancer.

 Horst Eger, Klaus Uwe Hagen, Birgitt Lucas, Peter Vogel, Helmut Voit. Published in Umwelt·Medizin·Gesellschaft.

7.    Increased incidence of Cancer near a Cell phone transmitter station. R Wolf. D Wolf. Tel Aviv University Israel. 2004

Bibliografía Recomendada
 http://www.bioinitiative.org/report/research-summaries/